Sociedad

Residencias de mayores, amenazadas por el calor: "Muchas están a 35ºC, sin aire en las habitaciones"

Marta Jurado

Foto: Europa press

Viernes 5 de agosto de 2022

8 minutos

Sindicatos y familiares denuncian las insoportables condiciones en las que malviven algunos mayores

Residencias de mayores, amenazadas por el calor: "Muchas están a 35ºC, sin aire en las habitaciones"
Marta Jurado

Foto: Europa press

Viernes 5 de agosto de 2022

8 minutos

Las temperaturas asfixiantes por encima de los 40ºC que estamos sufriendo durante este verano amenazan con volver a golpear uno de los colectivos más castigados por la pandemia del coronavirus, el de los mayores. Dentro de ellos, aquellos que viven en residencias podrían estar especialmente afectados debido a la falta de normas claras sobre su climatización –hay que recordar que estos centros han quedado exentos del plan de ahorro energético del Gobierno–. Según denuncian plataformas de familiares y sindicatos de trabajadores de residencias, muchos de estos centros sociosanitarios tienen sus instalaciones a más de 30ºC o 35ºC, sin aire acondicionado en las habitaciones y con unas condiciones que pueden llegar a poner en riesgo la salud de los mayores residentes.

"Yo he tenido que comprar un ventilador para llevarlo a la residencia de mi madre porque, aunque tienen aire acondicionado desde hace unos años en las zonas comunes, éste no llega ni a los pasillos ni a las habitaciones. La temperatura media ahora es de 31ºC o 32ºC grados, muy lejos de los 23ºC que serían deseables. Además, solo ponen el aire un rato desde las 12:30 horas y mantienen ventanas abiertas, con lo que entra todo el calor", cuenta a 65YMÁS Jesús, hijo de una residente de 106 años en un centro sociosanitario de Madrid.

"Pero antes era peor, hace cuatro años no había ni aire. Era terrorífico ver a los residentes en esas condiciones, muchos de ellos deshidratados y con escaras, fruto del calor. Se supone que hay protocolos, pero lamentablemente no hay nadie que controle si se cumplen..." añade Jesús, miembro de la Asociación Plataforma por la Dignidad de las Personas Mayores en las Residencias (@pladigmare), quien asegura que la situación que nos narra se repite en muchos centros. "Los hay incluso que no tienen ni aire, ni ventiladores. Pero pasan los años y la situación no mejora".

Denuncian que residencias de León y Ponferrada están a más de 30ºC y sin aire acondicionado

Denuncias de temperaturas excesivas en Madrid, Cataluña, Castilla y León o Andalucía

Y es que este no es un caso aislado. Tal como han denunciado esta semana desde la Marea de Residencias (@MareaResidencia), formada por residentes, familiares, y trabajadores de estos centros, "en muchas residencias se alcanzan los 35°C en las habitaciones. Todo es ahorro en perjuicio del residente". Una realidad que confirman desde la Asociación por los Derechos de los Mayores y sus familiares (@AdemafF), que ha enviado a la Dirección de Atención al Mayor una foto con la temperatura de 35° que marcaba una de las habitaciones de la residencia Parque de los Frailes en Leganés en Madrid. "El calor es insoportable. No se pude respirar", aseguran.

Tampoco es una situación que se limite a la capital. El sindicato de enfermería SATSE (@SATSE_CyL) denunciaba hace unos días que los trabajadores y los usuarios de las residencias de personas mayores de Castilla y León soportan temperaturas superiores a 30ºC sin aire acondicionado ni otro tipo de climatización, “lo que pone en riesgo su salud”, y a lo que se suma la obligatoriedad de usar mascarilla en centros sociosanitarios, que “contribuye a agravar la sensación de fatiga”.

También en Cataluña el Movimiento de Residencias y SAD (@catmresidencias) critica las "noches toledanas" en plena ola de calor, que "convierten las residencias en centros de maltrato" o en Andalucía, donde denuncian que el aire se pone por tiempo limitado y que "eso no lo detectan las inspecciones".

 

Sin directrices claras sobre temperaturas en las residencias

Tal como explica a a 65YMÁS Miguel Vázquez, presidente de la Asociación Plataforma por la Dignidad de las Personas Mayores en las Residencias, "la ola de calor se está viviendo sin directrices sobre temperaturas máximas o mínimas y sin garantías del buen funcionamiento de las instalaciones de aire acondicionado. Tan solo se limitan a mandar recomendaciones de sentido común. En algunas residencias se gastaron miles de euros en poner aire acondicionado hace algunos años, pero hay quejas de que se han llegado a tener temperaturas de 34ºC, con un calor insoportable para los mayores". Los familiares de los residentes se quejan, además, de que con cuotas mensuales de más de 2.000 euros, las residencias no pongan ni ventiladores en las habitaciones. 

Desde la patronal del Círculo Empresarial de Atención a las Personas (@cea_ps) defienden no obstante que se cumplen los requisitos para mantener a los mayores en buenas condiciones. "La época de verano y de calor es siempre más sensible, pero mantenemos los equipos de refrigeración y el personal médico con más controles". Y recuerdan que las residencias han quedado fuera del plan de ahorro energético del Gobierno que obliga a los edificios a mantener el aire acondicionado a 27ºC. "No hay ninguna novedad al respecto, y nosotros mantenemos los controles como otros veranos, y no se han registrado problemas". Pero lo cierto es que existe una falta de consenso sobre cuál deberían ser las condiciones de confort térmico de los mayores, con normativas que en muchas ocasiones varían de un centro a otro. 

 

Un juez admite a trámite una querella de familiares de una residencia con 107 fallecidos por Covid

Especial riesgo para la salud de los mayores

Pero los riesgos que se pueden producir las altas temperaturas en la salud de los mayores pueden ser muy graves. "Someter a temperaturas excesivas a un grupo de población especialmente frágil, como pueden ser los mayores de 80 años que viven en residencias, puede ser muy grave, por lo que tanto estos centros como el sistema de sanitario de salud, debería prestarles especial atención", opina Lorenzo Armenteros, portavoz de la Sociedad Española de Médicos Generales y de Familia (@SEMG_ES), quien vincula el aumento de fallecidos por calor que figuran en las estadísticas del mes de julio que han llegado a más de 2.000, con un alto porcentaje de mayores de 65 años, muchos de ellos residentes. "Podríamos afirmarlo con una certeza absoluta", opina.

Y señala que no hay que estar alerta únicamente al Covid, sino a los "mínimos signos de descompensación" ante estas fuertes olas de calor, que se pueden manifestar de manera silenciosa, en forma de menos energía, menos ganas de comer... "Los mayores además tienen disfunciones de su sistema termorregulador que hace que perciban tardíamente la temperatura o que no sientan sed, con el riesgo añadido de sufrir deshidratación. Hay que estar muy atento a esto y a la necesidad de regular la medicación crónica, especialmente para la tensión o la confluencia con otras patologías como la diabetes, las insuficiencias cardiacas o respiratorias. De lo contrario, muchos casos podrían complicarse y conducir al fallecimiento. En la última última semana las muertes por causas no Covid en residencias han aumentado hasta los 151, según los datos del Imserso, muchas de ellas derivadas del calor.

Sobre el autor:

Marta Jurado

Marta Jurado

Marta Jurado es periodista especializada en Sociedad, Economía, Cultura, Política y redactora en el diario digital 65Ymás desde sus inicios. Licenciada en la Universidad Carlos III ha trabajado en medios de tirada nacional como El Mundo Público y las revistas Cambio16 y Energía16. Tiene además experiencia en comunicación corporativa de empresas e instituciones como BBVA o INJUVE.

… saber más sobre el autor