Practicopedia

¿Dónde tiro las cápsulas monodosis de café usadas? Resuelve la duda

Olga Selma

Foto: Bigstock

Jueves 15 de octubre de 2020

2 minutos

No debemos tirar las cápsulas monodosis de plástico o alumnio al contenedor amarillo

¿Dónde tiro las cápsulas monodosis de café usadas? Resuelve la duda

Las cápsulas de café han sido una verdadera revolución en los últimos años, y la prueba es que encontramos en el mercado multitud de tipos y formas, ya que según la cafetera puede requerir un tipo concreto de cápsula. Pero habitualmente, están hechas de aluminio o plástico con el café en su interior. 

Tanto las cápsulas de aluminio como las de plástico pueden ser recicladas, pero debemos hacerlo de forma correcta y llevarlas al punto de reciclaje más adecuado. En general, las cápsulas no se desprenden del café que hay dentro, y por ello requieren un tratamiento distinto al de los envases vacíos. Desde Ecoembes (@ecoembes), entidad que gestiona la recogida y separación de recipientes para su reciclado, se aclara que las cápsulas de café no son envases, sino que están tipificadas por la ley como residuos alimentarios y, por tanto, su gestión no entra dentro del ciclo de procesamiento del contenedor amarillo. De esta forma, si tiramos las cápsulas en el contenedor amarillo, éstas se convierten en un descarte que no se recicla.

Reciclar cápsulas de café

¿Dónde tirarlas? 

La forma correcta de proceder es tirar las cápsulas al contenedor gris o bien guardarlas y depositarlas en puntos limpios como los 'punts verds' de Barcelona o los 'puntos limpios' de Madrid donde puedes deshacerte de ellas.

Además, siversas empresas se están encargando de recoger y reciclar las cápsulas usadas, de forma que cada vez que vayas a adquirir unas nuevas, puedes llevar las que hayas acumulado al establecimiento. Es el caso de Nespresso, que lleva a cabo el reciclaje de las cápsulas de café usadas. Para ello, cuentan con un sistema de reciclaje propio que se apoya en cerca de 1.900 puntos de recogida repartidos por toda la geografía española. El primer paso del proceso de reciclaje es la recopilación de las cápsulas usadas desde los diferentes puntos de recogida, ya sean las propias Boutiques Nespresso, Ayuntamientos u organismos municipales y otros puntos de venta de máquinas comprometidos con el medio ambiente, entre otros. Estas cápsulas se trasladan a una planta específica de compostaje. El café se utiliza para enriquecer un compost que se usa para fines agrícolas, como parte de la visión circular del reciclaje. Mientras que el aluminio, al ser un material infinitamente reciclable, se traslada posteriormente una planta diferente, donde se trata para poder ser reutilizado de nuevo. 

También Nescafé pone a disposición de los clientes de su máquina Dolce Gusto una red de más de 1.440 puntos de recogida fijos y móviles.

Para evitar el derroche de materiales que supone tirar las cápsulas usadas al contenedor gris puedes evitar el consumo de las de plástico o aluminio y optar por las elaboradas con materiales compostables. Cada vez son más las marcas que comercializan cápsulas totalmente biodegradablesque se pueden depositar en el contenedor destinado a los restos orgánicos.

0

No hay comentarios ¿Te animas?