Practicopedia

¿En qué consiste el masaje 'Tellington Ttouch' para perros?

Victoria Herrero

Foto: Bigstock

Sábado 20 de julio de 2019

2 minutos

Una terapia manual recomendada para relajar a nuestra mascota o en sesiones de adiestramiento

¿En qué consiste el masaje 'Tellington Ttouch' para perros?

Este método fue creado en la década de los 70 por Linda Tellington-Jones como parte del entrenamiento y doma de caballos. Una forma para evitar que, a la hora de adiestrar a esos animales, estos no tuvieran manifestaciones de estrés ambiental, dolor o miedo. Tal son los beneficios de esta aplicación de contacto físico que, enseguida, se ha adaptado para ponerlo en práctica con todo tipo de animales y mascotas.

Y es que, gracias a este masaje conocido como Tellington Ttouch, por ejemplo, en el caso de los perros, se libera la tensión física y emocional que pueda sufrir ese animal de compañía. Muy útil a modo de relajación, pero también como parte de un adiestramiento para evitar malas conductas

¿En qué consiste el masaje 'Tellington touch' para perros?

Todo son beneficios con este masaje

El secreto de esta aplicación terapéutica manual se basa en unos certeros movimientos para que tu can pueda ir experimentando esa sensación a la hora de liberarse de estas tensiones. ¿Y cómo se logra? Con esas caricias sobre el cuerpo de tu perro conseguirás que se estimule el funcionamiento de sus células, mejorarás su circulación, se relajará su sistema nervioso e incentivarás las vías neuronales que no se encuentran activas de forma habitual. 

Es muy recomendado para todo tipo de mascotas, aunque no presenten ninguna afección reseñable. Pero, sobre todo es esencial para aquellos perros que tienen miedo de ruidos demasiado estridentes, las tormentas, los fuegos artificiales, los petardos..., para los que tengan problemas de equilibrio que hace que el perro que esté continuamente nervioso o para aquellos con molestias digestivas. Una ligera presión en su estómago y mejorarán sus dolores estomacales

Pero no solo se trata de disfrutar de un rato placentero, que no viene mal, sino de una forma de favorecer el contacto entre dueño y mascota, de demostrarle nuestro afecto y cariño y de aumentar la confianza en sí mismo. Pautas todas ellas esenciales cuando se trata de enseñar buenos modales a nuestro perro o corregir malos comportamientos de este. 

¿Cómo se hace?

Todos esos saludables efectos se logran de forma muy sencilla con suaves movimientos que todos seremos capaces de aprender. Así, se pueden hacer movimientos circulares ejerciendo presión con nuestros dedos al tiempo que hablamos pausadamente a nuestro perro con palabras de cariño. También podemos acariciar su lomo para que relaje su respiración y sienta esa cercanía.

Un intercambio de emociones, ya que estas sesiones de terapéuticos masajes también servirán para relajar al dueño

0

No hay comentarios ¿Te animas?