Pensiones

Rentas vitalicias: descubre cómo pueden complementar la pensión

Pepa Montero

Martes 25 de agosto de 2020

3 minutos

El titular decide la prima a pagar, y es posible rescatar parte o todo el capital asegurado

Rentas vitalicias: descubre cómo pueden complementar la pensión

Hipoteca inversa, nuda propiedad y renta vitalicia inmobiliaria: qué son

Todas las claves para distinguir renta vitalicia, hipoteca inversa y nuda propiedad

 

Pensando en ahorrar para la jubilación, y poder complementar la pensión pública de la Seguridad Social, las rentas vitalicias aseguradas son un producto de seguro, en el que la persona invierte un capital e inmediatamente (rentas inmediatas) o al cabo de un tiempo (rentas diferidas) comienza a cobrar una renta asegurada, generalmente mensual. 

Es un producto que se puede constituir en distintos momentos de la vida; la prima a pagar la decide el titular; es posible rescatar parte o todo el capital asegurado. La forma habitual de adquirir una renta vitalicia es contra el pago de un capital (prima única), aunque también es posible formalizarla realizando pagos periódicos que se van acumulando e invirtiendo.

Al tratarse de una renta vitalicia, significa que el titular la cobrará mes a mes durante toda su vida; da igual los años que viva, seguirá percibiéndola hasta que fallezca (también la puede percibir el cónyuge o pareja, si se trata de una renta con reversión). Aquí reside la diferencia entre las rentas vitalicias y las financieras (estas últimas se extinguen cuando se agota el ahorro acumulado y la persona se podría llegar a quedar sin dinero al final de su vida).

En la web de la Asociación Empresarial del Seguro (Unespa @UNESPA) puedes consultar un informe exhaustivo sobre rentas vitalicias elaborado por AFI.

Varias modalidades de rentas vitalicias

 

Rentas vitalicias: descubre cómo pueden complementar la pensión

 

De cara al ahorro para la jubilación, una renta vitalicia no sustituye a un plan de pensiones. Cuando una persona está en la fase de la vida de acumulación del ahorro, tiene a su disposición muchos productos: planes de pensiones, fondos, PIAS, seguros. Pero cuando llega a la fase de desacumular lo ahorrado, que puede ser al jubilarse o años después de haberse retirado, las opciones se reducen. Una de las alternativas son las rentas vitalicias.

Existen tres tipos:

-Renta vitalicia pura, sin herencia: cuando la persona fallece, sus herederos no percibirán nada, pero a cambio la renta mensual que el titular cobrará toda tu vida será mayor.

-Capital al fallecimiento: se puede establecer en el contrato que, al fallecimiento del asegurado, sus herederos perciban una cantidad (pago único, por lo general, un porcentaje de la prima aportada).

-Reversión de la renta: si así se establece al contratar la renta, cuando el asegurado muera, un beneficiario (cónyuge…) puede pasar a recibir la misma renta del fallecido, o un porcentaje.

Cuándo interesa contratarla

MOnedas euros

 

Por ejemplo, si la persona tiene 65 años o más y piensa vender o ya ha vendido (siempre que no transcurran más de 6 meses desde la venta) una segunda vivienda, acciones, fondos de inversión, tierras, una oficina de farmacia, una licencia de taxi, o cualquier otro bien o derecho que ocasione una ganancia patrimonial.

En este caso, si contrata una renta vitalicia no tendrá que pagar impuestos por el incremento de patrimonio que obtenga de la venta, si reinvierte hasta 240.000 euros. Si aporta más de 240.000 euros, solo quedará exenta una parte de la ganancia patrimonial.

¡Ojo! También puede usar el dinero de la venta de su vivienda habitual para constituir una renta vitalicia, pero debe saber que la transmisión de la casa por parte de una persona de 65 o más años está exenta siempre.

Complemento de la pensión pública...

“Las rentas vitalicias comparten con las pensiones de la Seguridad Social su carácter de rentas de jubilación para toda la vida, son flexibles en su diseño y disfrute, están garantizadas por una compañía aseguradora, que se rige por estándares de solvencia… Estoy seguro de que serán uno de los pilares técnicos de la reinvención de las pensiones en el siglo XXI”, asegura el economista experto en pensiones José Antonio Herce (@_Herce), autor del libro A vueltas con las pensiones (Verssus 2018) y socio fundador de LoRIS (Longevity & Retirement Income Solutions).

Para Herce, aunque existen numerosas modalidades, “la única que de verdad interesa es la renta vitalicia pura, que agota plenamente el capital, independientemente del número de pagos. Ello permite mutualizar el riesgo de longevidad y asegura al titular contra la eventualidad de vivir por encima de su esperanza de vida”.

... y se puede cobrar antes de tiempo

Existe la posibilidad de cobrar (rescatar) la cantidad ahorrada de manera anticipada, parcial o total, pero el titular debe saber que, según las condiciones financieras establecidas en el momento que realizara la contratación, el valor del rescate dependerá de las fluctuaciones del mercado de la inversión asociada a la renta y de la fiscalidad vigente. En caso de rescate anticipado, no se podría beneficiar de las reducciones fiscales.

1
Pedro S Hace 29 días
Un chollo para los usureros y una putada para los herederos que se quedan sin propiedad