Ocio

¿Cómo se toma el café según la zona de España?

Manuela Martín

Foto: Bigstock

Sábado 12 de diciembre de 2020

1 minuto

Frío, en vaso, con licor… Mil y una formas de tomar un buen café a lo largo y ancho de nuestro país

¿Cómo se toma el café según la zona de España? Foto: bigstock
Manuela Martín

Foto: Bigstock

Sábado 12 de diciembre de 2020

1 minuto

Tomar un café a tu gusto puede ser una tarea difícil en algunos casos ya que, aunque parezca algo tan sencillo como pedir ‘un café, por favor’, hay mil y una versiones y mil y unas formas de pedirlo. Este hecho lo notamos especialmente cuando salimos de España donde, además, existen culturas y protocolos diferentes para tomar el café. Pues bien, a lo largo de la geografía española podríamos decir que también ocurre algo similar.

El recipiente y la temperatura

El café puede servirse en taza o en vaso.

Hay quien prefiere en taza por aquello de ayudarse con el asa para no quemarse al cogerlo, pero, sin embargo, hay zonas de España como Andalucía o la isla de Tenerife, entre otras, donde el café se sirve habitualmente en vaso de cristal. Al servirlo en este tipo de recipiente podemos disfrutar del color, textura o capas de elaboración.

Respecto a la temperatura, quizás por las prisas con las que se mueve la gente habitualmente en las grandes ciudades, lo cierto es que, en ellas el café suele servirse templado e incluso frío o con hielo, según las estaciones del año. En Madrid sería un ‘mitad y mitad’.

En el caso de Valencia, en verano es habitual consumir el café granizado con una bola de helado: ‘blanco y negro’.

¿Cómo se toma el café según la zona de España? Foto: bigstock

Del carajillo al café de puchero

En Madrid es muy típico pedir un ‘carajillo’ cuando hablamos de un café con un poco de brandy o coñac. En Barcelona por su parte se toma ‘un catalán’, que no es más que un café con crema catalana.

En Zaragoza puedes pedir un ‘soldado’ a base de café, cointreau y gaseosa.

Uno de los cafés más elaborados es el que se sirve en Tenerife: ‘barraquito’. Además de café bien cargado, esta variedad incluye leche condensada, licor, leche convencional, canela en rama, corteza de limón.

En Navidad especialmente, época de frío, se consume en Cuenca un café con aguardiente, brandy, azúcar, peladura seca de naranja y canela. Si te apetece uno, se llama ‘resolí’.

Si visitas Murcia no puedes dejar de probar su típico ‘café asiático’ compuesto de café, leche condensada, coñac, licor, granos de café, limón y canela, todo ello servido en una copa especial de cristal.

En Baleares podemos disfrutar de un ‘rebentó’. Un café con ron de la zona.

En Galicia, es famoso el ‘café de puchero’, que se caracteriza por un sistema de preparación muy antiguo que consiste en dejar macerar el café ya molido en agua caliente, dando como resultado una infusión muy intensa que debe colarse a través de una manga o paño antes de su consumo.

Sea como sea, frío o caliente, cortado, con o sin leche, desnatada, normal o sin lactosa, … Sin duda, todo un abanico de posibilidades para disfrutar de un buen rato en diferentes rincones de nuestro país.

0

No hay comentarios ¿Te animas?