Gastronomía

Junio y las deliciosas jornadas del lechazo en Aranda de Duero

Victoria Herrero

Foto: Casa Florencio

Martes 11 de junio de 2019

2 minutos

Ocho asadores se han unido a esta iniciativa compartida con los mejores vinos de la zona

Jornadas del Lechazo

Junio no es solo el mes de las vacaciones escolares, del comienzo del buen tiempo o de los últimos días de la primavera. En la localidad burgalesa de Aranda de Duero, este mes es una fecha clave ya que se celebran durante estas semanas las Jornadas del Lechazo (@LechazoAranda) en la que es considerada la auténtica capital gastronómica de este manjar. 

Ocho asadores de la localidad se han unido a esta XIX edición para ofrecer un menú completo con esta pieza de cordero lechal como verdadero protagonista. Todo a cambio de unos 40 euros por comensal. Apunta sus nombres:

No digas luego que no te hemos dado varias opciones donde elegir y reservar mesa en algunos de estos rincones culinarios que muestran su buen hacer en el horno con propuestas para todos los paladares; desde las más tradicionales a las que han sabido dar una vuelta más creativa y vanguardista. 

Y para que el día sea redondo, no te olvides de brindar con una buena copa de algunos de los mejores vinos de la Denominación de Origen Ribera del Duero. 

El secreto para hacer un buen lechazo

Si te quieres animar a hacer un buen lechazo para una comida familiar de fin de semana, te compartimos el secreto para que sea todo un éxito. Estos son los ingredientes que necesitarás: paletillas de cordero lechal, manteca de cerdo, sal, vino blanco, agua, dientes de ajo y como opcional unas hojitas de romero fresco para darle un toque

En este caso lo vamos a hacer en un horno convencional que tenemos en casa y no en esos de leña que tienen esos maravillosos asadores. Así pues, precalentamos el horno a 200º C. En la rejilla, lo ideal es usar una cazuela de barro, ponemos las paletillas de cordero por encima de una bandeja donde añadimos el vino y el agua. Será en esa bandeja donde caerá la grasa que suelte el asado y con la que iremos rociando los cuartos cada poco tiempo para que tenga sabor. 

Unta esas piezas de carne con manteca de cerdo y sal y empieza a cocinarlas con la parte interior para arriba. Antes de que se te haya cocinado esa parte, te llevará casi una hora cada lado, baja el fuego unos 20º C para que se acabe de hacer. Si ves que a mitad de cocción se queda sin agua, puedes añadir un poco más. 

Ahora, saca el cordero lechal del horno con la bandeja debajo, dale la vuelta y riega con un majado de ajo. Introduce de nuevo en el horno y déjalo el mismo tiempo, pero en este caso, en los últimos 15 minutos vuelve a subir el horno a la temperatura inicial

0

No hay comentarios ¿Te animas?