Gastronomía

Receta del tradicional cachopo asturiano para disfrutarlo en casa

65ymás

Martes 14 de abril de 2020

2 minutos

Filetes de ternera, jamón, queso, huevos, harina, pan rallado... ¡Sencillísimo!

Mejores cachopos de Madrid, El Ñeru (Foto: El Ñeru)

Tradicional, típico, contundente, realmente delicioso... el cachopo asturiano es un plato sencillo de cocinar y durante estos días en que nos vemos obligados a no salir de casa y mucha gente se refugia en la cocina puede ser un momento ideal para aprender a prepararlo. En su presentación original, el cachopo consiste en elaborar dos filetes empanados que envuelven jamón y queso pero al ponerse tan de moda en muchos restaurantes, en los últimos años hemos visto como surgía una gran variedad de versiones que añaden desde setas o cecina, hasta verduras y manzana. 

Uno de los mejores de cachopos de madrid en Casa Lulo (Foto: web restaurante)

A continuación, nos centramos en la receta más tradicional, que se prepara en muchos restaurantes. Hacemos un fácil paso-a-paso, para conseguir un cachopo perfecto en casa, a la altura de las mejores sidrerías de Asturias y digno de ganar cualquier concurso de cachopos. Lo único que necesitas es invitar a alguien, porque las dimensiones de este plato son más que considerables. 

Ingredientes para cocinar cachopo en casa:

  • 2 filetes grandes y finos de buena ternera (cadera o babilla)
  • 6/8 lonchas finas de jamón serrano
  • 6/8 lonchas de un buen queso que funda bien (y si es asturiano mejor)
  • 3 huevos batidos
  • Harina
  • Pan rallado
  • Sal
  • Aceite de oliva para freír
Cachopo Las tablas de Campillín (Foto: web restaurante)

Receta del cachopo paso a paso:

  1. Extiende los filetes y dales pequeños golpes con un mazo, con la parte inferior de un vaso o con tu mismo puño. Así, ablandamos las fibras y los hacemos más finos. Elimina también las telillas que tengan, para que no encojan al freírlos, y sazónalos por ambos lados.
  2. Sobre uno de los filetes, coloca primero las lonchas de jamón y luego las de queso. Coloca el otro filete encima y presiona los bordes para que cierre bien.
  3. Con cuidado, pásalo por harina, por el huevo batido y, por último, por pan rallado. Si los filetes son de buen tamaño, lo ideal es utilizar tres recipientes o bandejas grandes para este proceso.
  4. Fríelo en una sartén o freidora con abundante aceite caliente.
  5. Cuando veas que esté dorado, sácalo y déjalo unos segundos sobre papel absorbente antes de servirlo.

Como en la receta tradicional, puedes acompañarlo de patatas fritas y unos pimientos rojos asados tipo piquillo. Con esta guarnición, ¡ya tienes un cachopo de 10!

0

No hay comentarios ¿Te animas?