Viajes

El nacimiento del río Pitarque y otros parajes del Maestrazgo turolense

Teresa Rey

Miércoles 11 de marzo de 2020

2 minutos

Este paraje forma un cañón fluvial de origen cárstico en el que se contemplan buitres leonados

El nacimiento del río Pitarque y otros parajes del Maestrazgo turolense (Wikimedia Commons)
Teresa Rey

Miércoles 11 de marzo de 2020

2 minutos

El Monumento Natural del Nacimiento del Río Pitarque se halla dentro de la comarca del Maestrazgo de Teruel. Para acceder a él hay que recorrer una ruta de 10 kilómetros aproximadamente (ida y vuelta). Este paraje es el inicio de otra serie de paisajes, formaciones rocosas y pueblos singulares que configuran uno de los lugares más llamativos de la provincia turolense junto a la Sierra de Albarracín.

El río Pitarque

El río Pitarque ha creado a su paso una hoz, que ha horadado debido a la acción erosiva de sus aguas contras las paredes calcáreas del entorno. El cañón fluvial que configura el paso del río y por el que discurre la ruta, permite contemplar a buitres leonados o ejemplares de cabra montesa. Sus aguas limpias y cristalinas, así como los bosques mixtos y bien conservados, hacen posible la convivencia de nutrias y truchas.

A lo largo de todo el camino podremos apreciar todos estos detalles, para llegar al fin de la ruta: el nacimiento. Este impresiona por cómo el agua mana a borbotones de la misma roca, a través de lo que parecen “dos ojos” que no son más que formaciones cársticas que sobresalen de una pared vertical.

Más monumentos naturales

En la zona hay además otros parajes en los que detenernos, todo ellos catalogados como Monumentos Naturales. Así, están los Órganos de Montoro, una formación caliza de capas prácticamente verticales, que la acción del viento ha hecho que parezcan los tubos de un gran órgano musical.

Otra maravilla natural es el Puente natural de Fonseca, que se caracteriza por sus abrigos rupestres y por ser una formación fluviocárstica única en esta región. Cerca, está el complejo cárstico de la Cueva de las Graderas o Grutas de Cristal, y destaca por sus colinas de murciélagos y restos arqueológicos.

Pueblos

A la par que disfrutamos del paisaje podemos hacerlo de algunos de los pueblos que configuran el Maestrazgo turolense. Uno de ellos es Villarluengo, que posee dos bellas ermitas y un balcón con vistas panorámicas espectaculares. Cañada de Benantaduz, con edificios destacables como el complejo consistorial o la torre de la Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción.

Si seguimos un poco más, nos toparemos con Cantavieja, que posee un centro histórico artístico medieval, en el que destaca la Iglesia de la Asunción con una portada y pórtico góticos, la casa consistorial del siglo XVI y las ruinas de un castillo que perteneció a la Orden del Temple.

Escribe tu comentario aquí 0
0

No hay comentarios ¿Te animas?