Ramón Sánchez-Ocaña
Opinión

No olvides el ácido fólico

Ramón Sánchez-Ocaña
los folatos en la dieta de los mayores ¿cuál es su función?

Las últimas investigaciones dicen que si todos tomáramos ácido fólico se podrían evitar muchos accidentes cardiovasculares y una serie de tumores. Es más, muchos expertos dicen que se deberían enriquecer las harinas con ácido fólico para que todos tomáramos lo suficiente. Y no sólo las embarazadas.

Ya sabe que es una vitamina del grupo B. Se llama fólico, porque proviene de folia, hoja. Y son ricas en ácido fólico las hortalizas amargas y frondosas, cítricos, cereales y legumbres. Un vaso grande de zumo de naranja y un tazón de cereales enriquecidos suministran casi la mitad de la cantidad diaria de ácido fólico recomendada. Pero habría que aportar más. Porque las investigaciones dicen que si los mayores de 50 años tomáramos suficiente ácido fólico, disminuiría notablemente el riesgo de padecer cáncer de colon. Y también se pueden prevenir problemas cardiacos.

Es difícil ingerir la cantidad necesaria de manera natural. Por eso, los especialistas dicen que las personas mayores de 50 años deberían tomar ácido fólico diario en bajas dosis. No sólo las mujeres en edad reproductiva, que ellas ya toman ese ácido fólico para prevenir malformaciones como la espina bífida y otras. Nosotros, los adultos, con una dosis mínima tendríamos suficiente. Alrededor de 0,4 mg. (salvo que el médico recomiende superar esa cantidad).

Como todo, el ácido fólico debe tomarse en las dosis adecuadas. Si es a través de pastillas es necesario seguir las pautas establecidas; pero incluso con dosis 20 veces superiores no ha habido problemas.

Por cierto: los futuros padres –y no solo las futuras madres- también deben tomarlo, porque reducen también los riesgos para el bebé.

Las recomendaciones actuales señalan que conviene que tanto la madre como el padre tomen ácido fólico antes incluso de buscar el embarazo.

Sobre el autor:

Ramón Sánchez-Ocaña

Ramón Sánchez-Ocaña

Ramón Sánchez-Ocaña (Oviedo, 1942) es miembro del Comité Editorial de 65Ymás. Estudió Filosofía y Letras y es licenciado en Ciencias de la Información. Fue jefe de las páginas de Sociedad y Cultura de El País, y profesor del máster de Periodismo que este periódico organiza con la Universidad Autónoma de Madrid. 

En 1971 ingresa en TVE. En una primera etapa se integra en los servicios informativos y presenta el programa 24 horas (1971-1972). Entre 1972 y 1975 continúa en informativos, presentando el Telediario. No obstante, su trayectoria periodística se inclina pronto hacia los espacios de divulgación científica y médica, primero en Horizontes (1977-1979)​ y desde 1979 en el famoso Más vale prevenir, el cual se mantiene ocho años en antena con una enorme aceptación del público.

Tras presentar en la cadena pública otros dos programas divulgativos, Diccionario de la Salud e Hijos del frío, fue fichado por Telecinco para colaborar primero en el espacio Las mañanas de Telecinco y posteriormente en Informativos Telecinco.

Es colaborador habitual de radio, periódicos y revistas, y autor de una veintena de libros, entre los que destacan Alimentación y nutrición, Francisco Grande Covián: la nutrición a su alcance, El cuerpo de tú a tú: guía del cuerpo humano, Guía de la alimentación y Enciclopedia de la nutrición

En 2019 entró en el Comité Editorial del diario digital 65Ymás, en el que colabora actualmente.

… saber más sobre el autor