Medicina preventiva

Aprende a prevenir el herpes labial, muy común en verano

Verónica Mollejo

Foto: Bigstockphoto

Jueves 4 de julio de 2019

2 minutos

¿Sabías que una de cada cuatro personas en España tiene herpes labial? Aprende a prevenirlo

Aprende a prevenir el herpes labial, muy común en verano

El herpes labial, conocido comúnmente como calentura, es una de las afecciones más comunes, "causada por la infección del virus del herpes simple tipo I, que se presenta en forma de erupción de pequeñas ampollas más o menos molestas, que aparecen en las labios, en la zona perilabial o incluso en otras zonas circundantes de la cara", tal y como explican desde Sanitas (@sanitas). De hecho, la Organización Mundial de la Salud (@WHO) calculó en uno de sus estudios que alrededor de 3.700 millones de personas en todo el mundo estaban infectadas.

Y es que las causas que hay detrás de dicha enfermededad son muy complicadas de obstaculizar. Además, debemos recordar que, a día de hoy, no tiene cura y que una vez que se adquiere permanece en el tejido de los nervios de la cara, reduciendo y aumentando su acción de manera alterna varias veces al año.

Entre los factores que influyen en la aparición de este virus destacan el estrés, los cambios hormonales, los clásicos catarros, así como la exposición prolongada al frío y el calor, siendo esta última sensación términa la más potente de todas, motivo por el que el herpes labial es una de las dolencias más frecuentes en verano. Bajo esta premisa, ¿se puede prevenir su aparición?

Herpes labial

Un 20% más de casos en verano

Además de ser un virus muy contagioso, los síntomas que le acompañan suelen ser muy molestos para el paciente. La aparición de sarpullidos o pequeñas ampollas, sensación de ardor u hormigueo en la zona afectada, la supuración de las heridas y la formación de costra son los signos más habituales, que suelen comenzar a desaparecer de siete a diez días después de la infección.

Debido a la facilidad de contagio que caracteriza al herpes labial, el mejor arma para combatirlo es la prevención. Además de evitar usar los mismos cubiertos, toallas, cosméticos y demás productos similares con alguien que ya esté infectado, los expertos recomiendan relajarse en las situaciones de mucho estrés, mantener los labios hidratados, usar protección solar en los mismos y seguir una dieta y una rutina de descanso adecuada para la salud.

En cambio, si ya has contraído el virus del herpes labial, debes aprender a sobrellevarlo de la mejor manera posible, pues ya siempre estará contigo. Algunos de los consejos más útiles son evitar los alimentos demasiado calientes, ácidos o picantes, lavar las ampollas con jabón antiséptico, usar cremas cutáneas antivirales o aplicar frío para calmar el dolor.

0

No hay comentarios ¿Te animas?