Preguntas

¿Qué dicen las primeras investigaciones sobre las mascotas y el coronavirus?

Marco Herrera

Foto: BigStock

Martes 24 de marzo de 2020

4 minutos

No hay evidencia científica de que los animales domésticos pueden transmitir ni sufrir el COVID-19

¿Qué dicen las primeras investigaciones sobre las mascotas y el coronavirus?

Como bien es sabido, los coronavirus son un grupo de virus que pueden causar una variedad de síntomas, que incluyen secreción nasal, tos, dolor de garganta y fiebre. Algunos son leves, como el resfriado común, mientras que otros tienen más probabilidades de provocar neumonía. Por lo general, se transmiten a través del contacto directo con una persona infectada. El coronavirus recibe su nombre de las espigas en forma de corona que hay en su superficie. Está compuesto por al menos tres grupos que causan enfermedad entérica, respiratoria o sistémica de leve a grave. Otros coronavirus bien conocidos son el SARS y el MERS.

¿Hay coronavirus en animales?

Los coronavirus son comunes en varias especies de animales domésticos y salvajes, como el ganado vacuno, los caballos, los perros, los gatos, los hurones, los camellos, los murciélagos y otros. Aunque no es común, los coronavirus pueden transmitirse de animales a humanos. Los murciélagos pueden ser reservorios del virus, que pueden atravesar barreras de especies para infectar a humanos y otros mamíferos domésticos y salvajes.

En los últimos dos brotes importantes de coronavirus que se transmitieron a los humanos, la transmisión se produjo a través de hospedadores intermedios: la civeta de las palmeras enmascarada (SARS) y los dromedarios (MERS). Los investigadores están trabajando para identificar la fuente animal del nuevo coronavirus. Las primeras infecciones estaban relacionadas con un mercado de animales vivos en China.

Un misterio sobre los gatos: ¿por qué ronronean?

¿Puede contraer una mascota el coronavirus?

Según asociaciones como la Organización Mundial de Sanidad Animal, en este momento no existen evidencias de que animales como perros y gatos puedan enfermar por este virus. Es importante recordar que los virus a veces pueden infectar a una especie, pero no causarle enfermedad alguna ni volverse transmisible a otras.

A finales de febrero de 2020, las autoridades de Hong Kong pusieron en cuarentena a un perro después de que las muestras de la cavidad nasal y la boca del perro dieran un resultado "débilmente positivo" del virus. El dueño del perro había dado positivo por COVID-19. Las autoridades creen que es un caso de transmisión de humano a animal, pero enfatizan que no es motivo de alarma. El perro no mostró signos de la enfermedad y después de un período de tiempo, dio negativo y fue liberado de la cuarentena. 

Haciéndose eco de otras autoridades sanitarias mundiales, los funcionarios de Hong Kong afirman que actualmente no hay evidencia de que los animales de compañía puedan ser una fuente de COVID-19 para los humanos o que el virus pueda causar la enfermedad en los perros. Y, en cuanto a factores de riesgo realistas, si, por ejemplo, un perro generalmente está en casa y no contacta con otros perros o personas, y nadie en el hogar tiene COVID-19, las probabilidades de que la mascota se infecte, si fuera posible, son altamente improbables.

El servicio de pruebas veterinarias IDEXX anunció el 13 de marzo de 2020 que había evaluado miles de muestras caninas y felinas durante la validación de su nuevo sistema de pruebas veterinarias para el COVID-19 y no había obtenido resultados de positivos. Las muestras utilizadas para el desarrollo y validación de las pruebas se obtuvieron de muestras enviadas a los Laboratorios de IDEXX para otras necesidades de pruebas de PCR de salud animal.

¿Puede mi mascota infectarme con COVID-19?

Según los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos, "en este momento, no hay evidencia de que los animales de compañía puedan propagar COVID-19 o que puedan ser una fuente de infección". La transmisión se produce principalmente de persona a persona cuando hay contacto con las secreciones corporales de un individuo infectado, como la saliva o las gotas provenientes de vías respiratorias al toser o estornudar.

La transmisión al tocar una superficie u objeto contaminado (también llamado fómite) y luego tocarse la boca, la nariz o los ojos también es posible, pero parece ser una ruta secundaria. Las superficies lisas (encimeras o pomos de las puertas) transmiten los virus mejor que los materiales porosos (billetes o pieles de mascotas) porque los materiales porosos y fibrosos absorben y atrapan el virus, lo que dificulta su contracción con un simple toque.

¿Qué es un perro con pedigree?

Si se quiere ser cauteloso, no se debe permitir que otras personas fuera del hogar toquen o cojan a las mascotas en este momento, con la excepción de si necesita atención veterinaria. Por precaución, si se tiene COVID-19, es mejor restringir el contacto con mascotas y otros animales, tal como se haría con otras personas en esa situación. También evitar el contacto directo con las mascotas, incluidas las caricias, acurrucarse, ser lamido y compartir alimentos. Si se debe cuidar de la mascota o estar cerca de animales mientras se está enfermo, es aconsejable lavarse las manos antes y después de interactuar con ellos y usar una mascarilla.

Como una cuestión de salud cotidiana, siempre es una buena idea lavarse las manos con agua y jabón después del contacto con las mascotas para ayudar a evitar la transmisión de agentes que causan enfermedades más comunes, como E. coli y Salmonella.

¿Qué hacer si la mascota necesita atención veterinaria?

Si una mascota necesita atención veterinaria, se debe llamar primero al veterinario o clínica para saber cómo están manejando la atención a los animales en este momento. Muchos están ofreciendo servicios a domicilio u opciones de telemedicina para limitar el contacto físico entre humanos.

Para proteger al animal de enfermedades respiratorias, es necesario vacunarlo contra la Bordetella, la parainfluenza y la influenza canina, que son las enfermedades respiratorias más comunes que se pueden prevenir con vacunas en las mascotas. El veterinario puede ayudar a determinar qué vacunas debe tener una mascota, en función de sus factores de riesgo.

0

No hay comentarios ¿Te animas?