Sociedad

Adiós a las mascarillas en las residencias: "Psicológicamente, los mayores necesitan normalidad"

Pablo Recio

Miércoles 19 de mayo de 2021

7 minutos

Aragón ya ha eliminado su uso al aire libre cuando los mayores estén solos

La Fiscalía archiva las investigaciones por coronavirus en las residencias valencianas
Pablo Recio

Miércoles 19 de mayo de 2021

7 minutos

No hay que bajar la guardia: Simón avisa que a 700.000 personas no les ha hecho efecto la vacuna

 

Las residencias de mayores son ya uno de los lugares más seguros de España desde el punto de vista de la pandemia. Gracias a que el 91% de los usuarios han recibido las dos dosis de la vacuna, los contagios son casi testimoniales en unos centros, donde fallecieron más de 30.000 personas por Covid. Es más, la semana pasada, se declararon únicamente 6 brotes en centros sociosanitarios de toda España. 

Por todo ello, algunas comunidades autónomas están pensando en desconfinar más la vida diaria de las residencias, donde todavía hay ciertas restricciones para las visitas –los familiares no pueden deambular libremente por los centros en la mayoría de regiones y deben guardar distancia–. 

Captura de pantalla 2021 05 18 a las 10.11.41
Brotes en centros sociosanitarios, a día 14 de mayo. Fuente: Ministerio de Sanidad. 

El fin de la mascarilla

Y por ahora, una de las medidas que se podría terminar aplicando en poco tiempo podría ser el fin de la mascarilla en determinados contextos. Así lo ha hecho Aragón, que permite que los residentes vacunados puedan ir sin protección en exteriores cuando estén solos, aunque se mantienen para los encuentros con las familias. 

Con todo, probablemente en los próximos días y si la tendencia de los contagios sigue a la baja, podría flexibilizarse su uso también en otros momentos.

Al menos, así lo dio a entender el director del Centro de Alertas y Emergencias Sanitarias del Ministerio de Sanidad, Fernando Simón, el pasado lunes en rueda de prensa, cuando se refirió a la posibilidad de la flexibilización de la mascarilla en las residencias. 

"No se puede pensar que si quitamos las mascarillas de exteriores, se quiten también en interiores. O no podemos pensar que si se quitan en los grupos que están altamente vacunados, como las residencias de mayores, se puedan quitar también en todos los grupos sociales", argumentó tras adelantar que, próximamente, muy probablemente se flexibilizará el uso en exteriores para toda la población de este tipo de protección. 

Sin embargo, desde el Ministerio de Sanidad, son todavía prudentes y aseguran que "este tema tiene que ser llevado a la Ponencia de Alertas y posteriormente al Consejo Interterritorial. Por lo tanto, hay que ser muy prudente y mantener el uso de las mascarillas". 

EuropaPress 3646887 tres mujeres dirigen residencia geriatrica as gandaras 17 abril 2021 lugo

Las empresas, a favor

No obstante, todavía quedan muchas incógnitas. ¿La flexibilización será sólo para los exteriores de las residencias? ¿Podrán quitársela los trabajadores? ¿Será aún obligatoria con las visitas?

De momento, a la espera de que se concrete alguna medida más o de que el Gobierno dé algún tipo de directriz, los gestores de residencias se muestran a favor de la medida y algunas familias, representadas por la plataforma Pladigmare (@pladigmare), entienden que, en esta materia, confían en el criterio de los científicos.  

“En general, todas las decisiones que supongan la flexibilización de las medidas a las que estamos sometidos son muy propias y muy lógicas. Las vacunas están funcionando y el grado de incidencia es mínimo y anecdótico. Por lo tanto, todas las medidas que vayan hacia flexibilizar nos parecen estupendas, tanto que los familiares puedan entrar en los centros y en las habitaciones o que los mayores puedan salir con más libertad. Lo de las mascarillas, es una medida más. Es importante, pero como muchas otras”, asegura a 65Ymás Ignacio Fernández-Cid, presidente de la Federación Empresarial de la Dependencia (@FEDdependencia). 

Anciana sale centro residencial mayores segundo dia ancianos pueden salir

Los científicos piden cautela

Por contra, un gran número de científicos piden todavía cautela en las residencias puesto que, aunque ya estén casi todos vacunados, el porcentaje de seroprevalencia en la comunidad todavía es reducido –en torno a un 40% entre contagiados y vacunados– y los residentes son, por lo general, un colectivo vulnerable, por lo que las dosis que se les han inyectado podrían funcionar peor en algunos de ellos y no haber generado inmunidad. 

"A mí me parece bien si se hace con cuidado y realmente sólo cuando estén solos, y con cautela y flexibilidad, de modo que la medida se revierta inmediatamente si ocurrieran incidentes. Sin duda, psicológicamente, los mayores necesitan poder experimentar una cierta vuelta a la normalidad", sostiene la inmunóloga del CSIC, Matilde Cañelles (@CanellesMatilde). 

Tampoco se muestra a favor de una flexibilización total, el director del Centro de Encefalopatías y Enfermedades Transmisibles Emergentes, Juan José Badiola. "Si como dice la información, la no utilización de la mascarilla se permitirá en espacios al aire libre y cuando los residentes estén solos, me parece bien, porque el riesgo de contagio es mínimo o ausente. En mi opinión, si se encuentran con otras personas no convivientes en la residencia, deberían seguir usando mascarilla", indica. 

Otros, como la experta en medicina preventiva, María Sáiz, piensan que la medida puede ser positiva, aunque se debe tomar previa campaña de concienciación de los residentes.

"He leído y escuchado con atención las propuestas de la Consejería de Ciudadania y Derechos Sociales de Aragón. Creo que los objetivos son loables para incrementar la salud y el deseo de vivir de las personas que viven en residencias, así como los mayores que acuden a los centros para hacer su vida social. Pero, a pesar de estar en una buena situación porcentual de vacunados de mayores y trabajadores en esos centros, que favorece la relajación de las medidas, éstas sólo serán efectivas y adecuadas si se acompañan de una campaña de información escrita, dibujada y comentada para que no olviden que todavía seguimos en pandemia y que, aunque no enfermen de gravedad, sí pueden ser contagiados y contagiar", apunta. 

Finalmente, el investigador de la Universidad de Leicester (Reino Unido), Salvador Macip (@macips01), se muestra asimismo a favor, si bien siempre aplicando un principio de cautela.

"Tiene lógica relajar un poco el uso de las mascarillas a medida que la población está vacunada. Han empezado a hacerlo en países como Estados Unidos y Reino Unido, así que pronto veremos si funciona. Lo más fácil es dejar primero de llevar mascarilla en exteriores, que es la medida con menos impacto, ya que la mayoría de contagios son en interiores. En todo caso, es recomendable una desescalada lenta y bien controlada en lo que se refiere a mascarillas y en cualquier otro tema", concluye. 

Sobre el autor:

Pablo Recio

Pablo Recio

Pablo Recio es periodista especializado en sociedad y salud, es graduado en Relaciones Internacionales por la Universidad Complutense de Madrid y comenzó su carrera profesional en el diario El Mundo cubriendo información cultural y económica. 

En 65Ymás, ha contado el drama vivido en las residencias durante la pandemia y ha sacado diferentes exclusivas de impacto como 81 menús de residencias de mayores, a examen: "Baja calidad nutricional y abuso de procesados"que fue citado en una comisión de investigación en la Asamblea de Madrid. 

Además, es cofundador de la radio online Irradiando y cuenta con un máster en Gobernanza y Derechos Humanos por la Universidad Autónoma de Madrid y otro en Periodismo por el CEU San Pablo/Unidad Editorial. 

… saber más sobre el autor