Sociedad

La Ayuda a Domicilio encara la segunda ola en precario: "ni EPIs adecuados ni cobertura legal"

Pablo Recio

Jueves 13 de agosto de 2020

4 minutos

Las trabajadoras denuncian que siguen estando "invisibilizadas"

La Ayuda a Domicilio encara la segunda ola en precario: "ni EPIs adecuados ni cobertura legal"

Las trabajadoras del Servicio de Ayuda a Domicilio (SAD) –casi 200.000 en toda España– afrontan el incremento de los brotes y la tan temida segunda ola de contagios en precario y sin los medios suficientes. Así se lo ha hecho saber a 65Ymás una portavoz de la Plataforma Unitaria de la Ayuda a Domicilio, que llamaremos P.N., ya que prefiere no dar su nombre.

Aunque el estado del sector es mejor que el de comienzos de la pandemia –cuando, durante días, no tuvieron ni siquiera un protocolo específico de prevención ni contaban con EPIs–, siguen estando desprotegidas frente a un incremento de casos cada día mayor, según denuncian.

La propia situación laboral de P.N. es ejemplo de ello. Cuando este diario se puso en contacto con ella, la auxiliar se encontraba en cuarentena. "Una empleada del hogar que trabaja en casa de uno de los domicilios a los que voy dio positivo”, aseguraba.

Y no se trata de un caso único. Según explica, es algo que ocurre cada día con mayor frecuencia, con el riesgo que esto supone para su salud y para la de los dependientes, puesto que las cuidadoras visitan diariamente varios domicilios y pueden hacer de "correa de transmisión".

No se reconocen los contagios como accidente laboral

Además, añade, estos contagios, que se dan en el ámbito laboral, no se consideran como tales. “Estamos indignadas por el Real Decreto del 4 de agosto, donde se contempla el reconocimiento del contagio como accidente laboral. En éste, se habla únicamente de los centros sanitarios y sociosanitarios con lo cual a nosotras, al trabajar en domicilios, no se nos aplica. Nos parece que quedamos invisibilizadas totalmente”, critica.

Y este no reconocimiento tiene consecuencias inmediatas para las trabajadoras. “Actualmente, estoy en confinamiento y de baja por enfermedad común. Prevención de Riesgos Laborales de la empresa me envió a mi médico de cabecera, pero se trata de una enfermedad laboral. En la casa nunca se pusieron mascarilla y también hay que decir que tampoco se mojó mucho Servicios Sociales para que extremasen las medidas de precaución. Al final, nadie nos protege”, denuncia.

La Ayuda a Domicilio afronta la desescalada sin el "material suficiente" ni los "test necesarios"

Les piden devolver horas no trabajadas

Por otra parte, desde la Plataforma critican que algunas empresas les están pidiendo que devuelvan las horas que no trabajaron durante el pico de la pandemia puesto que, en muchos casos, a petición de las autoridades sanitarias, sólo realizaban servicios mínimos.

“Se dijo que no las teníamos que recuperar, pero ahora las empresas nos las quieren cobrar y nos las hacen devolver, a pesar de que hubo partidas presupuestarias por parte de la administración para compensarlas”, señala.

Sin EPIs adecuados

Otro problema que denuncia P.N. es que desde que les enviaron, "al principio del Estado de Alarma", recomendaciones de "cómo ponerse o quitarse una mascarilla o usar una pantalla protectora", muchas empresas no han vuelto a formar a las auxiliares en este tipo de técnicas prevención.

Pero, sobre todo, la portavoz de la Plataforma critica que tampoco, a día de hoy, cuentan con el material de protección adecuado. "Las empresas que más se preocupan por las trabajadoras les dan mascarillas quirúrgicas. Tienen una protección de 4 horas y, en muchos casos, la llevamos una semana. Yo llevo ocho domicilios y hasta el jueves pasado no conseguí que mi empresa me diera 40 mascarillas para hacer los cambios. Fue después de mucha lucha. Aun así, siguen siendo quirúrgicas y deberían ser FPP”, comenta.

No todos los usuarios toman medidas de precaución

“Además, hay mucho trasiego de personas en los domicilios que no tienen ninguna medida de protección. Nosotros pedimos que respeten las normas de seguridad, pero es que están en sus casas. No podemos ir más allá de una recomendación”, denuncia también P.N. Y es que la auxiliar entiende que en algunos hogares se ha "normalizado el virus".

"Se preocupan porque lleves mascarillas, pero no hay ya tanto miedo”, sostiene. No obstante, prosigue, "a mí no me protege nadie, porque ellos no las tienen puestas”. “Ese tema es un poco complicado, porque las empresas sólo se ocupan de los trabajadores. Los usuarios dependen de los Servicios Sociales”, explica.

Llevar las propuestas a la administración

Finalmente, P.N. asegura a este periódico que todas estas reivindicaciones se las han trasladado a las autoridades pero que, por ahora, "todo son compromisos pero nada firmado”. En concreto, la Plataforma se reunió con miembros del Ministerio de Igualdad -incluida su máxima responsable, Irene Montero- y del de Trabajo y "se han recogido las propuestas y están haciendo un informe de ello”, según asegura.

Este diario se ha puesto en contacto con el Ministerio de Trabajo y con la Vicepresidencia de Derechos Sociales y Agenda 2030 pero aún no han concretado qué medidas pretenden adoptar al respecto.

Asimismo, 65Ymás ha preguntado a la patronal del sector ASADE sobre qué políticas de seguridad pretenden implementar de cara a una segunda ola, pero todavía no ha recibido una respuesta.

1
Elena Lopez Hace 1 mes
A dónde debo acudí para solicitar una ayuda a domicilio, sin recurrir a una empresa, no me gustan los intermediarios. Gracias