Cultura

Los mejores y más populares personajes españoles de cómic

Marco Herrera

Sábado 30 de marzo de 2019

3 minutos

Hacemos un breve repaso de algunos de los cómics preferidos históricamente por el público en España

Los mejores personajes de cómic españoles: Mortadelo y Filemón (Ediciones B)

El cómic español ha vivido un cierto resurgir en los últimos años. Al estreno cinematográfico hace meses de Superlópez, se unirá el de Zipi y Zape, que volverá este año con la tercera entrega de su saga estrenada en 2013, recuperando así la sensación que produjo en 2003 con la exitosa versión de Mortadelo y Filemón dirigida por Javier Fesser. Vemos así algunos de los personajes de cómic españoles más importantes a lo largo de la historia.

Exceptuando los que desgranaremos brevemente a continuación, también merecen ser mencionados otros históricos del género humorístico como el citado Superlópez, Anacleto, agente secreto, El Botones Sacarino, Pepe Gotera y Otilio, o Carpanta por poner solo unos ejemplos. En el género de aventuras también cabe destacar a El Jabato o Roberto Alcázar y Pedrín

'El Guerrero del Antifaz'

Creado por Manuel Gago García en 1943 para Editorial Valenciana, El Guerrero del Antifaz es una de las series de mayor duración de la historia del cómic español, con 21 años y 668 cuadernos. Además, es la serie más exitosa de los años 40 en nuestro país, junto con Roberto Alcázar y Pedrín. La temática es histórica, basándose en los últimos años de la Reconquista, cuando una condesa católica embarazada es raptada por un reyezuelo musulmán, convirtiéndola en su mujer. Su hijo es educado por Ali Kan como su heredero, pero a los 20 años le es revelada su verdadera identidad por su madre, que es asesinada por el reyezuelo por ello y obliga al hijo, El Guerrero del Antifaz, a huir y combatir a los musulmanes.

Edición de El Guerrero del Antifaz

'Zipi y Zape'

En 1948 José Escobar daba vida a Zipi y Zape, su obra más conocida y solo superada en popularidad en nuestro país por Mortadelo y Filemón. Normalmente se incluyó en la escuela Bruguera –a la que se incorporaron muchos historietistas de humor españoles– y ha tenido múltiples adaptaciones tanto a la televisión como al cine. Zipi y Zape son dos mellizos, uno rubio y otro moreno, que llevan a cabo todo tipo de travesuras. Los dos protagonistas, con buenas intenciones, se proponen hacer una buena acción al principio de cada historia, lo que ellos llaman "una buena obra", pero los resultados acaban siendo desastrosos normalmente.

La vuelta al mundo de Zipi y Zape (1971)

'El Capitán Trueno'

Víctor Mora Pujadas creaba en 1956 la historieta junto al dibujante Miguel Ambrosio Zaragoza. El Capitán Trueno es el cómic español no enfocado al humor más exitoso hasta la fecha. En él se cuentan las historias del protagonista y sus fieles amigos Goliath y Crspín, que en plena Edad Media, en la Tercera Cruzada, recorren el mundo en busca de aventuras con el propósito de hacer justicia y liberar a los más oprimidos, desmarcándose así de una visión más estereotipada que de otras religiones pueden ofrecer otras historias como las de El Guerrero del Antifaz.

El Capitán Trueno

'Mortadelo y Filemón'

Otra de las adscritas a la escuela Bruguera es Mortadelo y Filemón, cómic de 1958 creado por el dibujante y guionista Francisco Ibáñez. Es la serie de historietas más popular de España, ya sea en cómics de humor o de aventuras. En sus historias se cuentan las peripecias de dos agentes secretos, Filemón, un jefe con tendencia al enfado, y Mortadelo, un tipo alto y calvo, de lo más excéntrico en sus decisiones y con total facilidad para disfrazarse de lo que quiera en cualquier momento.

Los dos agentes trabajan para la T.I.A., una desastrosa agencia secreta a la que se le encomiendan misiones y que sirve para parodiar las historias de espías. Allí trabajarán junto con el despótico superintendente de la agencia, el Súper; con un científico bastante torpe como el Profesor Bacterio y con la Secretaria Ofelia. Mortadelo y Filemón ha sido adaptada a todos los formatos de cine y televisión en diversas ocasiones.

13, Rue del Percebe

También Francisco Ibáñez creaba en 1961 13, Rue del Percebe, que comenzaba su publicación en la revista Tío Vivo con una estructura poco usual hasta entonces. La historieta cuenta en clave de humor las vivencias de un edificio lleno de apartamentos y de los habitantes que lo habitan. Las historias estaban compuestas de macroviñetas de una página dividida a la vez en viñetas más pequeñas. Algunos de los personajes que pasaban por el edificio eran otros personajes de Ibáñez, como Mortadelo, Filemón o Rompetechos.

13, Rue del Percebe

 

0

No hay comentarios ¿Te animas?