Sociedad

La nueva ola amenaza la frágil estabilidad de las residencias: "Estos meses no se han aprovechado"

Pablo Recio

Jueves 29 de octubre de 2020

1 minuto

Desde el 21 de junio han fallecido 1.724 personas en residencias por COVID

La nueva ola amenaza la frágil estabilidad de las residencias: "Estos meses no se han aprovechado"
Pablo Recio

Jueves 29 de octubre de 2020

1 minuto

Las residencias de mayores no están preparadas al 100% para una nueva embestida del virus de cara al invierno. Así lo reconoce buena parte del sector de la dependencia (ciertas empresas, sindicatos y familiares) que aseguran que, aunque actualmente se cuenta con más material de protección y con protocolos estrictos, la situación de estos centros sigue siendo muy precaria. Algo, que comienza a notarse en el número de fallecimientos y de brotes que no ha parado de aumentar en las últimas semanas.

En concreto, desde el 21 de junio han fallecido 1.724 residentes, según datos recopilados por RTVE. Y, si bien el número de muertes es por ahora menor que el de la primera ola –fallecieron cerca de 19.000 residentes por COVID–, también es cierto que desde que comenzó la segunda, el 25% de los decesos han tenido lugar en residencias. 

Un sector precarizado

Uno de los principales denunciantes de esta situación es el presidente de la Plataforma de Familiares Pladigmare (@pladigmare), Miguel Vázquez. Periódicamente, el familiar critica, tanto en medios como en otros foros, que no se han ampliado las plantillas ni revisado "las ratios de trabajadores" –según CCOO, entre el 15 y 30% han abandonado el sector–; que "no se garantizan las visitas" en todas las residencias y que tampoco se ha invertido en "formación en pandemias" para los profesionales. "Además, no tenemos garantía de que los planes de contingencia estén hechos", sostiene. 

Con todo, lo más grave, según Vázquez, es el "descontrol" que hay por parte de la administración respecto a lo que ocurre en los centros de gestión privada (más del 70% del total). 

Coincide con el representante de Pladigmare Carmen López, portavoz de la Marea de Residencias (@MareaResidencia). "No se ha hecho nada. Estos meses no se han aprovechado y se está actuando, una vez más, cuando la ola se nos echa encima. Al final, volverá a ocurrir lo mismo que en marzo, aunque quizá la inmunidad haga que el impacto sea menor. Probablemente, haya menos fallecimientos, pero contagiados, habrá", denuncia. 

"Encima, las residencias piensan que son las dueñas de los residentes", añade. Y es que, asegura, se están viendo casos de familiares que durante las visitas se dan cuenta de que sus seres queridos están siendo descuidados y, al intentar acercarse a ellos para, por ejemplo, "quitarles las legañas" o chequear su estado físico, se les castiga por infringir la distancia de seguridad. "Si el familiar traspasa esa barrera, le ponen una reclamación y una sanción. Está todo en manos de las residencias, son las que deciden y nadie se puede quejar", apunta. 

EuropaPress 3184959 residente charla familiar residencia centro casaverde navalcarnero primer

Supuestas "irregularidades" con los test

Otro aspecto que critica López es que los test no se estén haciendo de manera periódica en muchos casos, al menos, en la Comunidad de Madrid. "Los protocolos aconsejan que las residencias los realicen. Pero recomiendan, no imponen. Y no es suficiente, porque hay empresas que no lo hacen", comenta. 

Incluso, según denuncia Andrés Santana, miembro de CCOO (@CCOO) y uno de los responsables de Dependencia de la federación madrileña del sindicato, hay algunas empresas que están cometiendo supuestas irregularidades a la hora de hacer las PCR –obligatorias– para reincorporarse al trabajo o para los recién contratados.

Así, según critica el sindicalista, estarían, en algunos casos, incorporando a los profesionales "antes de conocer los resultados" de las pruebas u obligándoles a "devolver los días" que deban esperar antes de saber si son positivos o negativos.  

"Les machacan para que vuelvan antes de su periodo, porque ellos no quieren asumir el gasto de esperar los días que tarda en llegar la prueba", comenta y recuerda: "Las medidas de prevención corresponden al empresariado y no deben repercutir en el trabajador, ni monetariamente ni en sus vacaciones". Por ello, anticipa, el sindicato se plantea denunciar a las empresas que están, supuestamente, recurriendo a estas prácticas.   

EuropaPress 3105768 bomberos provincia desinfectan residencias mayores distintas localidades

Escasa coordinación sociosanitaria

Por último, otra de las tareas pendientes para el sector de cara a este otoño/invierno es lograr fortalecer la coordinación sociosanitaria. Así lo entiende la Federación Empresarial de la Dependencia (@FEDdependencia), una de las patronales del sector. Y es que, aunque se ha logrado mayor coordinación con los hospitales, queda todavía mucho por hacer, según su presidente, Ignacio Fernández-Cid.

"Por ejemplo, no es normal que nos den vacunas de la gripe para los residentes pero no para el personal. Ellos se tienen que dirigir a los centros de atención primaria. Es absurdo: lo que cuesta de la campaña es la mano de obra, no la vacuna como tal. Y nosotros tenemos gente para ponerlas, pero nos tienen que dar herramientas. Además, nos habían dicho que la campaña empezaría en agosto o septiembre y nos vamos a meter en noviembre y hay centros que no las han recibido aún", señala. 

Por otra parte, en opinión de Fernández-Cid, resulta imprescindible que todas las autonomías "terminen los mapas serológicos haciendo test tanto a los residentes como al personal". De esta manera, piensa, "en caso de venir un rebrote", se podría saber qué trabajadores tienen anticuerpos del tipo "IGG" para "atender a los enfermos en zonas rojas". "No conseguimos que algunas autoridades sanitarias entiendan la importancia de esta información", reconoce. 

También pide el representante de la FED que se flexibilicen los requisitos educativos de los enfermeros y valora proponer que exista una Formación Profesional para desempeñar la enfermería. "Ahora, en los institutos tienen que tener también un enfermero. Y si antes teníamos problemas para conseguirlos, imaginad ahora. Además, no es un tema de salario, es que no hay. Prefieren la Sanidad Pública y, en concreto, la que se practica en un hospital. Tiene que ver con una cuestión de reconocimiento profesional, no sólo es un tema económico", afirma. 

Finalmente, los hay más optimistas, como Jesús Cubero, secretario general de la patronal de las grandes empresas de la Dependencia AESTE (@AESTE_oficial), que piensa que las residencias aguantarán mejor el impacto de esta ola gracias a las medidas tomadas.

"Afortunadamente nos encontramos con un entorno muy seguro a nivel general en todas las residencias de España. Actualmente el mayor peligro de contagio se encuentra en los domicilios particulares y círculos familiares, y por ello consideramos que los mayores están mucho más seguros en los centros residenciales. Esto ha sido posible gracias al gran trabajo de los profesionales y a la implicación de las empresas para invertir y proporcionar los medios necesarios. Agradecemos a las familias su colaboración en todas las iniciativas que vamos tomando, y los datos nos indican que estamos trabajando en la dirección correcta. La profesionalidad en nuestro entorno está contribuyendo a que los mayores se encuentre mucho más seguros en nuestros centros que fuera de ellos", concluye Cubero.

Escribe tu comentario aquí 1
1
Isidro Hace 1 mes
Sigan haciéndonos la Eutanasia...total, no servimos para nada !!!