Cómo

¿Cómo puedes hacer un "body milk" natural en casa?

Carlos Losada

Foto: Bigstock

Martes 30 de julio de 2019

2 minutos

Su elaboración, en la que solo necesitas 4 ingredientes, es muy sencilla y rápida

¿Cómo hacer un body milk en casa?

Uno de los elementos que mejor cuidan de tu piel es el body milk (o leche corporal) pues la hidrata y la nutre. Si además está hecho por ti, las ventajas serán incluso mayores pues sabrás a ciencia cierta que no contiene elementos nocivos para tu salud ya que conoces todo lo que le estás poniendo a tu cuerpo. Otra de las ventajas de preparar body milk en casa es la facilidad para hacerlo y que no son necesarios muchos ingredientes.

Ingredientes para hacer un "body milk" casero

En primer lugar, se necesita agua, que puede ser de rosas, de lavanda, de hamamelis…. Eso sí, si quieres que te salga más económico, siempre puedes optar por hacer una infusión de lavanda, rosas, manzanilla, etc.

El segundo ingrediente clave es la Cera Lanette N, un emulsionante de origen vegetal que resulta clave en la elaboración de cremas y pomadas para darles consistencia. Este tipo de emulsionante destaca porque no deja en el cuerpo sensación grasa y además resulta apto para todo tipo de pieles.

Los aceites son la tercera pata de la ecuación. Los hay muy diversos, pero los más recomendables son los siguientes:

  • De almendras dulces. Apto para cualquier tipo de piel (también para los niños), aunque en las que ofrece mayores beneficios es en las que son secas y sensibles. Se caracteriza por incluir vitaminas A y E, así como por ser muy humectante y su riqueza en ácidos grasos.
  • De pepita de uva. También adecuado para cualquier piel, destaca por su ayuda en el momento de evitar los radicales libres. Asimismo, contiene vitaminas C y E, y es antioxidante.
  • De argán. El “oro del desierto” es hidratante, antioxidante y proporciona flexibilidad.
Conoce todas las propiedades y usos del argán
  • De germen de trigo. Las pieles secas y maduras se benefician de su contenido elevado en vitamina E además de por su capacidad de antioxidación.

Finalmente, el último de los ingredientes es el aceite esencial. Al igual que en los anteriores, podemos elegir el que más nos guste por sus propiedades y por su olor. Unos ejemplos recomendables son:

  • De lavanda, con su aroma suave y relajante
  • De sándalo, que al igual que el anterior es relajante y rejuvenecedor.
  • De rosas, con propiedades calmantes y antiinflamatorias.
Algunos usos de los aceites esenciales en cosmética son para prevenir y paliar arrugas

Modo de preparación

En primer lugar debes disolver la Cera Lanette N en el aceite caliente al baño maría. A continuación echas poco a poco el agua y lo vas batiendo hasta obtener la textura deseada. En este punto incluso tienes la opción de añadir unas gotas de vitamina E como conservante.

Tras este proceso, debes envasarlo en un frasco (obviamente limpio) y ya estará listo para usarse con la certeza de que has elaborado un body milk adecuado a las necesidades de tu piel y, lo más importante, sabiendo que la composición del mismo es natural.

0

No hay comentarios ¿Te animas?