Economía

¿Hasta cuándo estará disparada la inflación? Las previsiones no son nada optimistas

Raúl Arias

Jueves 14 de julio de 2022

3 minutos

Funcas eleva el IPC medio de 2022 hasta el 8,9%

Inflación sin freno: los precios suben el 8,7% en mayo, por las gasolinas y los alimentos
Raúl Arias

Jueves 14 de julio de 2022

3 minutos

Funcas prevé que la inflación continúe en tasas superiores al 10% en julio y en agosto tras escalar hasta el 10,2% el pasado mes de junio, el peor dato desde 1985, según los datos confirmados este miércoles por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Tras registrarse en el sexto mes del año una tasa superior a la esperada, Funcas ha ajustado sus previsiones de inflación, aunque advierte de que están "sujetas a un grado de incertidumbre superior al habitual".

Así, en su escenario central, que toma como referencia un precio del petróleo de 110 euros, Funcas estima que la tasa de inflación se mantendrá por encima del 10% en julio y agosto y que bajará en los meses posteriores, hasta situarse en torno al 8% en diciembre.

De este modo, la tasa media anual del IPC será del 8,9% para este año, de acuerdo con sus cálculos. Para 2023, Funcas espera una tasa media anual del 4,8%, con un IPC del 3,5% en diciembre.

En lo que se refiere a la inflación subyacente (sin alimentos no elaborados ni productos energéticos), las previsiones de la entidad apuntan a que a que se mantendrá en tasas próximas al 6% el resto de este año y descenderá hasta el 2,7% en diciembre de 2023.

María Jesús Fernández, economista senior de Funcas, ha afirmado que "no se observan, por el momento, señales de ralentización en el ritmo de encarecimiento de la cesta de la compra".

El número de subclases con una tasa de inflación superior al 4% aumentó en junio hasta las 119, el 60% del total de subclases, frente al 56% del mes anterior y al 9% existente antes de que comenzara la actual escalada de los precios.

 

El Banco de España dispara su previsión de inflación media para 2022 hasta el 7,5%

 

Tampoco son mucho más halagüeñas las previsiones de la CEOE, que ha pronosticado este miércoles que la inflación se mantendrá elevada en el corto plazo. En un comunicado, la patronal destaca que el encarecimiento de los productos energéticos continúa siendo el principal elemento inflacionista debido al incremento de las materias primas en los mercados internacionales, y resalta que también comienzan a observarse aumentos de precios notables en otros componentes, como los alimentos.

"Hay que tener en cuenta que gran parte del incremento de precios que se observa en muchos componentes del IPC obedece a factores externos a la economía española, como las consecuencias del conflicto bélico y los problemas de suministro", subraya la patronal.

Además, afirma que la prolongación de la guerra de Ucrania y las sanciones económicas impuestas a Rusia pueden seguir condicionando la evolución de los precios de algunas materias primas, entre otras, gas, petróleo, cereales o aceites, que a su vez repercuten sobre la composición del precio de otros muchos productos.

En este contexto, la CEOE asegura que resulta "especialmente relevante" evitar un escenario en el que los aumentos de los precios y salarios se retroalimenten entre sí, para no producir efectos de segunda ronda que lleven a una espiral inflacionista.

Sobre el autor:

Raúl Arias

Raúl Arias es periodista especializado en Política, Economía y Sociedad. Licenciado en la Universidad Complutense de Madrid, ha trabajado en diferentes medios de tirada nacional, siempre pegado a la actualidad.

… saber más sobre el autor