Alimentación

Trucos de cocina: Cómo hacer los rebozados más crujientes

Lola Santos

Foto: Bigstock

Martes 17 de noviembre de 2020

2 minutos

Además, puedes darle un sabor especial a tus rebozados con algunos consejos

Trucos de cocina: Cómo hacer los rebozados más crujientes
Lola Santos

Foto: Bigstock

Martes 17 de noviembre de 2020

2 minutos

Un filete de pollo, unas croquetas, un pescaíto frito, unos flamenquines… Los alimentos que tomamos rebozamos son muchos y se trata de una técnica de cocina muy sencilla para la que necesitamos muy pocos ingredientes. Sin embargo, si quieres dar un toque más crujiente a tus rebozados, te contamos algunos trucos. Toma nota.

Los tres rebozados más usados en la cocina son el empanado, el rebozado y el enharinado. El empanado más común es pasar el alimento por huevo batido y pan rallado, por ese orden. Si buscas más consistencia, se puede pasar primero por harina, después por huevo y, por último, por pan rallado. El rebozado es el más empleado para el pescado y consiste en envolver el alimento primero en harina y después en huevo batido antes de freírlo. Pero para el pescaíto frito se usa tan solo harina y es el enharinado o a la andaluza.

bigstock Bowl With Bread Crumbs On Wood 380627590

Trucos para hacer el mejor rebozado

Por norma general, a la hora de rebozar cualquier alimento, procura que esté lo más seco posible. De esta forma, el huevo se pegará mejor.

Para darle un toque especial a tus rebozados, mezcla el pan rallado con un poco de ajo en polvo y perejil picado. O prueba con las hierbas aromáticas que más te gusten. Algunos alimentos, como el pollo por ejemplo, puedes aderezarlo con curry en polvo, dando así un toque especial. Otra opción para dar un toque más jugoso a los rebozados, puedes añadir al pan rallado un poco de queso rallado.

A veces buscamos para nuestras elaboraciones un rebozado más consistente y más crujiente. Puede ser el caso de unas croquetas, por ejemplo. En este caso, puedes rebozarlas una primera vez en huevo y pan rallado y a continuación, volver a pasarlas por huevo y por pan rallado. Este proceso de doble rebozado también lo puedes hacer con carne o pescado.

bigstock Meat Fried In Batter With Dill 237675682

Para sorprender con tus rebozados y darle un toque especial, puedes usar copos de maíz rallados, los cereales del desayuno, en vez de pan rallado. Eso sí, asegúrate que no tengan azúcar. Esta opción te permite no molerlos demasiado, de forma que el rebozado tenga trocitos de los copos de maíz.

También podemos añadir frutos secos. Por ejemplo, unos kikos machacados mezclados con el pan rallado ofrece un sabor único. Podemos usar almendras, pistachos, anacardos o el fruto seco que más nos guste, solo tenemos que triturarlos en una batidora o mortero.

A la hora de freír, recuerda que el aceite debe ser abundante y estar caliente antes de echar el producto. Una vez que lo saques de la sartén, hazlo a un papel absorbente. Y cómelos recién hechos para que no se ablande. ¡Buen provecho!

Escribe tu comentario aquí 0
0

No hay comentarios ¿Te animas?