Alimentación

Los beneficios de incluir el pescado azul en la dieta

Mariola Báez

Jueves 21 de marzo de 2019

1 minuto

Los pescados grasos son fuente esencial de Omega 3 y además proporcionan proteínas y vitaminas

Pescado azul (bigstock)

Salmón, atún, caballa, jurel, sardina... son pescados azules a los que tenemos acceso durante todo el año, bien frescos, congelados o en conserva y que deberíamos incluir más a menudo en nuestra dieta. La Agencia Española de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición (AECOSAN) recomienda, a través de la Estrategia Naos para una alimentación saludable, tomar de 2 a 4 raciones por semana, combinando este tipo de pescado con otros menos grasos como el lenguado, el gallo o la merluza.

¿Por qué es importante tomar pescado azul?

Es su alto contenido en grasas poliinsaturadas, concretamente en ácido Omega 3, lo que da un valor único al pescado azul. Tal como explica la Fundación Española de Nutrición (FEN), el Omega 3 es un ácido esencial que solo podemos obtener a través de algunos alimentos, y, de entre ellos, el pescado azul, rico en grasas, es uno de los que posee un mayor contenido.

Entre los efectos beneficiosos que reporta al organismo esta grasa saludable, hay que destacar su acción para disminuir los triglicéridos plasmáticos y conseguir una reducción del colesterol LDL (malo) manteniendo en los niveles correctos el HDL (bueno).

También la Fundación Española del Corazón coincide en asegurar que el pescado azul es uno de los alimentos básicos para controlar el colesterol y uno de los mejores apara cuidar y proteger nuestro sistema cardiovascular.

El imprescididible Omega 3 tiene, además, un importante efecto antiinflamatorio y vasodilatador, por lo que su ingesta ayuda a reducir la presión arterial y resulta recomendable como alimento a incluir en la dieta de personas que puedan sufrir procesos infamatorios derivados de alguna enfermedad como la artritis reumatoide.

Numerosas vitaminas

Por si todo es to fuera poco, el pescado azul es también una excelente fuente de proteína de alto valor biológico y un alimento rico en vitaminas: D, A, B12 y B6

Por su alto contenido en grasas saludables, debe tomarse siempre alternándolo con otros pescados magros, pero es importante que esté presente en una dieta que incluya todos los nutrientes necesarios para el correcto funcionamiento del organismo.

0

No hay comentarios ¿Te animas?