Cuídate

¿Cómo se puede combatir la flacidez corporal?

Mariola Báez

Domingo 1 de diciembre de 2019

2 minutos

Una dieta saludable, cosméticos apropiados y algo de ejercicio son las claves para combatirla

Ejercicios para combatir la flacidez (Bigstock)

La progresiva pérdida en el tono de la musculatura y también la falta de firmeza que experimenta la piel a medida que cumplimos años es lo que provoca esos “descolgamientos” en zonas muy concretas como los brazos y la cara interna de los muslos. La flacidez es la consecuencia de la disminución de colágeno y elastina, dos componentes esenciales que son responsables de que la piel mantenga su densidad y su firmeza.

Cabe señalar que la flacidez afecta a hombres y mujeres y es parte del envejecimiento natural del organismo, pero hay una serie de medidas básicas para retrasar su aparición y minimizar sus efectos

un paseo en bici para combatir la flacidez en las piernas (Bigstock)

Dieta adecuada y ejercicios concretos

Existen numerosos tratamientos estéticos para combatir la flacidez, tanto a nivel corporal como facial, pero no siempre es necesario recurrir a ellos. Cuidarte a diario, llevando un envejecimiento activo que incluya ejercicio moderado a diario y una correcta alimentación puede lograr que tu piel y tu musculatura tengan un buen tono por más tiempo.

Incluye en tus menús alimentos ricos en antioxidantes como los frutos rojos, las nueces o el aceite de oliva porque, de esta manera, estarás aportando a tu organismo nutrientes extra para luchar contra los radicales libres, responsables del deterioro celular en todos nuestros tejidos, piel incluida.

Además de una dieta variada y equilibrada, no olvides que la cosmética actual es una buena aliada a la hora de luchar contra la flacidez. Las cremas reafirmantes que aportan colágeno, elastina o ácido hialurónico, no hacen milagros, pero son una ayuda importante para que la piel recupere firmeza y cumpla su función de sostén de todo nuestro cuerpo.

La tercera medida indispensable para evitar la flacidez corporal depende de ti. El ejercicio, que hace que tus fibras musculares se contraigan y estiren en cada movimiento, es fundamental para mantener un buen tono en piernas y brazos. Cuanto más tonifiques tu musculatura, menor será la presencia de acumulaciones grasas y la tendencia a la flacidez.

Son recomendables un paseo en bicicleta que active tus extremidades inferiores o unos ejercicios de brazos como extensiones, manos a los hombros sujetando algo de peso por ejemplo una mancuerna o un simple libro, giros con los brazos estirados… movimientos muy sencillos que te ayudarán a combatir la flacidez y, de paso, a mantenerte en plena forma.

0

No hay comentarios ¿Te animas?