Deporte para mayores

Deportistas sénior, una vida dedicada por y para la competición

Pablo Recio

Sábado 14 de diciembre de 2019

4 minutos

Cada vez más mayores prolongan sus carreras deportivas hasta edades avanzadas

Deportistas sénior, una vida dedicada por y para la competición

La carrera 'Popular de Canillejas', una competición donde los más veteranos son protagonistas

Cada día son más los mayores que practican algún deporte, ya sea para mantenerse en forma, por prescripción médica e incluso de manera profesional. Sin embargo, en este último caso, en el mundo de la competición, sigue imperando el edadismo, o discriminación por edad. Así, es común que a los 35 o 40 años los profesionales se retiren y muchos no encuentren la manera de proseguir sus carreras.

Por ello, 65Ymás ha querido conocer más de cerca cómo trabajan estos deportistas de más edad y ha conversado con Sergio Fernández Infestas (64 años), atleta en activo con 30 récords de España y varios del Mundo, uno de los cuales fue en 10.000 metros, en la categoría de 55 años, y con José Cano (75 años), deportista retirado y fundador de la "carrera popular de Canillejas" (Madrid) en 1979, una de las primeras competiciones de este tipo celebradas en España y que este año cumplió su 40 edición, bajo el nombre Trofeo José Cano Ria.

Sergio Infestas

 Sergio Fernández Infestas.

Deporte sénior profesional

Aunque muchos deportistas finalizan sus carreras al llegar a los 40, sin embargo, para ambos entrevistados, las cosas han cambiado algo en los últimos años, al menos en el mundo del atletismo. "Sólo hace falta mirar la edad media en las carreras populares", sostiene Infestas. Cada vez hay más corredores mayores y muchos siguen dedicándose en cuerpo y alma a su pasión, aunque pocos pueden vivir de ello, según los entrevistados.

"Hace 20 años corríamos en las competiciones masters (para mayores de 35) unos 200 y hoy, en un campeonato de España y con marcas mínimas que no son fáciles, compiten unos 2.000 atletas", explica Infestas. Incluso, sostiene el corredor, hay participantes centenarios en otros paises. "El más mayor tiene 103 años", apunta. 

Y el propio Infestas es prueba de ello. Empezó con 20 años, y sigue corriendo en la actualidad. "Una cosa es la edad cronológica y otra la fisiológica", comenta. "Con 58 años todavía entrenaba 11 sesiones semanales", señala. No obstante, también reconoce que "el rendimiento ha ido bajando", porque "tu organismo te va poniendo en tu sitio y el cuerpo te pide descansar mucho más". "Todos tenemos fecha de caducidad", sostiene. 

Cada vez más mayores hacen deporte

En cuanto a los deportistas amateur, al haber aumentado la esperanza de vida saludable, los mayores dedican, según José Cano, mucho más tiempo a hacer ejercicio físico y no sólo "salen a andar" sino que un gran número de ellos practica algún deporte. Asimismo, ambos afirman que hoy hay más medios para hacerlo y mejores "actividades" e "instalaciones" adaptadas para gente de este rango de edad. 

Sergio Infestas.
Sergio Fernández Infestas.
 

Además, "el deporte no sólo es bueno para el físico", también se ha demostrado, según Infestas, que ayuda a prevenir enfermedades como "el alzhéimer". De esta manera, el hecho de que los mayores suelan salir a correr, como una manera de socializar, es positivo para ellos. "Gracias a los grupos de senderismo que se forman, por ejemplo, los participantes comunican más", ejemplifica Cano. "La sociedad ha avanzado como 20 años", sostiene.

Otro de los "mitos" que se debe desmontar, es que es peor empezar a hacer deporte con una edad avanzada. "Hay gente que dice: 'Yo he empezado a los 50 y tengo 70, si hubiese comenzado con 20, lo haría mejor'. Pero no es correcto. Con 50 estás limpio, porque no has hecho nada. Si hubiesen empezado antes, normalmente, a los 35 estarían fuera", argumenta. Y se pone a sí mismo de ejemplo: "Llevo haciendo deporte desde los siete años y tengo una rodilla de titanio y todas las lesiones del mundo". "La gente que destaca como deportista de mayor suele empezar a partir de los 40", puntualiza también su compañero Sergio Fernández Infestas. 

Cómo ha cambiado el atletismo

Aun así, no todo es positivo en el mundo del atletismo actual. "La gente de nuestra generación tiene mejor forma física que los que ahora tienen 50 años. Ellos han nacido en una época de maquinitas mientras que nosotros salíamos a la calle de pequeños. Sin querer, hacíamos 10 km. al día", asegura Cano.

Sin embargo, su amigo y compañero de gremio no cree que esta afirmación sea del todo cierta. A su parecer, la "gente joven hace más deporte". No obstante, sí que coincide con Cano en que el nivel profesional ha bajado. "En la Maratón de Madrid, en los 80, con una marca de 2.25 quedabas en el puesto 15, hoy, serías tercero", ejemplifica. A lo que Cano añade: "En el 82 había gente que corría la maratón con botas del ejército. Antes había menos atletas, pero ahora participan en una carrera 50.000, y ninguno baja de 2.40".

Deportistas senior.
José Cano (izda.) y Sergio Fernández Infestas (dcha.).
 

Según ellos, se ha perdido la figura "del corredor". Ahora, abunda "el cookie runner" y el correr se ha convertido más en un "evento social". Es algo que se ve en muchas de las carreras populares, opina Cano, donde van a correr "los festivaleros y los que que van vestidos de cazafantasmas o de hombre araña".

Y no es tanto una cuestión de ser profesional o no, ya que "el atletismo no lo era" (no se cobraba o si se hacía lo hacían "por debajo", es decir, en B), se trata, según Infestas, de algo más serio, de una vocación, de entender que el atletismo supone una vida de "dedicación", una "rutina" y llevar una "vida cuadriculada". Por ello, no se debe confundir este deporte, con simplemente el hecho de hacer "running", concluye Cano. 

0

No hay comentarios ¿Te animas?