Medicina preventiva

Recomendaciones para aliviar la mucositis, efecto secundario de la quimioterapia y radioterapia

Teresa Rey

Foto: Bigstock

Martes 2 de julio de 2019

2 minutos

Suele afectar al 40% de los pacientes y puede provocar dificultades al tragar o riesgo de infección

Recomendaciones para aliviar la mucositis, efecto secundario de la quimioterapia

La mucositis oral o estomatitis es un efecto secundario de la quimioterapia y radioterapia. Diversas organizaciones aseguran que puede presentarse en un 40% de los pacientes, y en concreto afecta a un 75% de los que se someten a un trasplante de médula ósea. Es un trastorno que cursa con inflamación en la garganta y en la boca, y que puede implicar la aparición de llagas en la zona.

Extremar la higiene bucodental

La causa de la mucositis se debe a los efectos que producen los elementos citotóxicos durante la quimioterapia y a las reacciones locales de la radiación sobre la mucosa oral. La aparición de estas llagas puede provocar dificultades a la hora de tragar o ingerir líquidos y alimentos. En algunos casos y dependiendo de lo debilitado que esté el sistema inmune puede haber una propensión mayor a sufrir infecciones en la boca, y las encías o dientes presentar más alteraciones.

Aunque existen distintas opciones farmacológicas para tratar este efecto secundario de los tratamientos del cáncer, se pueden adoptar distintas medidas preventivas.

Una de ellas es seguir las pautas que nos indiquen los odontólogos bucales a los que debemos preguntar para que nos digan qué debemos hacer. En general, hay que extremar las medidas de higiene bucodental y no desatender este hábito. Es importante cepillarse varias veces al día con suavidad y utilizar una pasta de dientes con flúor y que no sea abrasiva. Si quieres puedes seguir usando el hilo dental, pero sin ejercer demasiada presión en los dientes.

Es bueno enjuagarse de vez en cuando (cada dos o cuatro horas) con una solución salina y bicarbonato de sodio (los dos solos o mezclados), dejando de lado los colutorios que contengan alcohol.

Cuidados paliativos en el cáncer

Variar la dieta

En lo referente a los alimentos, tendremos que variar la dieta para evitar sufrir molestias, por ello deberemos descartar los alimentos ácidos (limón, ajo, cebolla, tomate…), salados, con especias o que sean muy secos y pastosos. Por el contrario, lo idóneo es introducir una dieta blanda con productos de textura suave coma las patatas o zanahoria cocidas, purés o cremas, frescos y nutritivos, al igual que líquidos.

Por último, si tenemos dentadura hay que tratar de usarla el menor tiempo posible quitándola por la noche y en los periodos entre comidas, para disminuir la irritación de la zona.

0

No hay comentarios ¿Te animas?