Preguntas

¿Cuánto tiempo se puede tardar en preparar una vacuna? ¿Está cerca la del Covid-19?

Teresa Rey

Foto: Bigstock

Jueves 19 de marzo de 2020

3 minutos

La cura contra esta enfermedad está siendo objeto ya de diversas investigaciones y tratamientos

Coronavirus

La cura contra la enfermedad del Covid-19 está siendo objeto de gran cantidad de investigaciones y diversos tratamientos, especialmente, fármacos y vacunas. Tedros Adhanom Ghebreyesus, director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS @opsoms), lo ha dicho recientemente en una de sus comparecencias en rueda de prensa sobre el coronavirus. Literalmente ha afirmado, que cada vez se está “más cerca” de tener vacunas y tratamientos efectivos contra este patógeno, informan desde Europa Press.

Los pasos

Al principio de la aparición del coronavirus, ya se hablaba de la posibilidad de encontrar una vacuna que pudiera tratarlo y se matizaban una serie de plazos. A día de hoy, esta es una posibilidad sobre la que todavía se sigue investigando y hay varios laboratorios que ya están desarrollando este tipo de producto farmacéutico. Ahora bien, el proceso de elaboración de una vacuna no es precisamente sencillo, como tampoco lo es el de ningún fármaco. Todos conllevan una serie de fases de investigación que en ocasiones se prolongan durante varios años.

Los tres pasos básicos de la elaboración de una vacuna de una forma muy resumida son la producción del antígeno, su formación y posterior envasado. Durante la parte de la producción se tiene que cosechar e inactivar la bacteria o el virus. De este se extraen muestras para un control de calidad, en donde se comprueba la potencia, esterilidad e inactivación del antígeno.

infecciones respiratorias vacuna

Según explica Pedro Alsina licenciado en Farmacia y experto en vacunas en un artículo par Diario Farma, los controles en la fabricación de una vacuna son permanentes, y más del 70% de su elaboración se invierte en controles de calidad, en concreto: análisis de pureza, control microbiológico e inocuidad. Con ello lo que se pretende es que cada nuevo paso que se da “reproduzca fielmente los mismos resultados que el lote que se empleó para el registro de la vacuna.

Las vacunas a veces se formulan con diferentes tipos de antígenos, ya que esto facilita la estimulación de respuestas inmunes contras distintas patologías. Después se realizan otros procesos y finalmente se ejecuta el envasado a través de máquinas automatizadas de fraccionamiento y asépticas. Fraccionándolas en monodosis y multidosis, se llevan a unas cámaras de frío hasta obtener la aprobación de los controles de calidad.

Las fases

Para su elaboración son necesarias cuatro fases: de ciencia básica, de ciencia postbásica, fase de ensayos preclínicos en modelos animales y fase de ensayos clínicos: fase I, II, III y IV.

En la ciencia básica se evalúa la verdadera necesidad de una vacuna para prevenir determinado tipo de enfermedad y se establece si es factible aplicarla a la población de riesgo. Con las investigaciones se determinan los antígenos inmunizantes “protectores potencialmente utilizables, se caracterizan y purifican y se llevan a cabo pruebas preliminares de protección en animales de experimentación”, explican desde la Asociación Española de Vacunología.

En el laboratorio, en la fase de ciencia postbásica, se recurre a modelos animales para determinar las características fisicoquímicas, funcionales e inmunológicas del antígeno inmunizante. Luego se efectúna las especificaciones descriptivas y normativas del producto. A continuación se decide su formulación junto a otra serie de elementos y tienen lugar los procedimientos de fabricación, y métodos analíticos del control de calidad de las vacunas.

En la fase de ensayos preclínicos lo que se trata de averiguar es si el antígeno y la vacuna resultan o no perjudiciales en los animales de experimentación, y que provocan una reacción inmunológica. Por último, tienen lugar las fases de experimentación en humanos que finalizan con los ensayos en fase IV o de postcomercialización.

Síndrome de Angelman. Ensayos clínicos, básicos en la investigación médica

El tiempo

Así pues teniendo en cuenta todos estos procedimientos, una vacuna puede estar lista en un periodo de entre seis y 22 meses, explica Alsina. En el caso del coronavirus, hasta el momento, la OMS ha recibido solicitudes de revisión y aprobación de 40 pruebas de diagnóstico, y además 20 vacunas están en desarrollo y se encuentran en marcha "muchos" ensayos clínicos con tratamientos.

Ahora científicos de todo el mundo están buscando una vacuna efectiva para combatir el coronavirus, y diversas fuentes apuntan a que este hecho será una realidad en breve, aunque no se establecen fechas concretas.

En nuestro país por ejemplo, dos grupos de científicos del CSIC (@CSIC) estudian para encontrar una vacuna que acabe con el coronavirus. Ambos pertenecen al Centro Nacional de Biotecnología y sus investigadores aseguran que están trabajando sobre una vacuna pero que sea efectiva contra la infección de por vida.

Estos días ha sido noticia también la que está desarrollando el laboratorio farmacéutico alemán CureVac, porque el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, habría ofrecido una cantidad a cambio de los derechos del fármaco de modo que solo estuviera disponible en su país. Sin embargo, los alemanes han declinado la oferta diciendo que ellos “no se venden”.

0

No hay comentarios ¿Te animas?