Preguntas

¿Cómo afecta la respiración bucal a la salud de los mayores?

Teresa Rey

Foto: Bigstock

Domingo 15 de marzo de 2020

3 minutos

Este trastorno se desarrolla por una obstrucción en la zona nasal que lleva a respirar por la boca

Cómo afecta la respiración bucal a la salud de los mayores

Respirar por la boca o la respiración bucal es una disfunción relacionada con esta función vital que realizamos los humanos. Se desarrolla a consecuencia de una obstrucción nasal o nasofaríngea, lo que lleva a que se respire por la boca de forma habitual, cuando lo normal es hacerlo por la nariz. Si se produce en la infancia, que resulta lo más habitual, es importante tratar este trastorno al que se le conoce como síndrome del respirador bucal, pues de lo contrario puede dar lugar a cambios faciales, craneales, posturales y fisiológicos, según se explica la odontóloga Gloriana Isabel García Molina en Etiología y Diagnóstico de pacientes Respiradores Bucales en edades tempranas. Por ello, si se detecta se suele corregir en este periodo, pero a veces pueden darse ciertas complicaciones de este tipo en la edad adulta o relacionadas si alguna vez se produjo este problema en la niñez.

Alteraciones diversas

En sí mismo este trastorno no constituye una enfermedad sino que es consecuencia de distintas alteraciones que dan lugar este problema a la hora de respirar. Algunas de ellas pueden ser una desviación del tabique nasal, el poseer unas amígdalas grandes, infecciones respiratorias, pólipos o tumores nasales, rinitis alérgica y sinusitis, principalmente.

La respiración normal es la nasal, es decir, cuando el aire entra por la nariz cerrando de forma inmediata la boca. En este caso se produce una presión negativa entre la lengua y el paladar duro al inspirar. Sin embargo, si respiramos por la boca, la lengua tiende a situarse hacia abajo para permitir la entrada del aire.

A veces ocurre que la sintomatología que presentan los pacientes que son o fueron respiradores bucales no siempre está relacionada con los problemas respiratorios iniciales, sino que son una consecuencia de estos. “Si la respiración bucal ya fue corregida, hay que trabajar las consecuencias de esta problemática y en general es más difícil establecer relaciones entre el problema actual y la respiración, que fue bucal en el pasado”, explican Mª Antonia Ruiz Valera y Ana Cerecedo en el documento Síndrome del respirador bucal. Aproximación teórica y observación experimental.

Estos son los principales motivos de la respiración demasiado rápida en mayores

Sensación de falta de aire

Quienes presentan este trastorno suelen referir que les falta el aire o que tienen insuficiencia respiratoria, se cansan enseguida al realizar ejercicio, poseen dolor en los costados y en la musculatura del cuello, disminución del sentido del olfato y del gusto, halitosis, boca seca, duermen mal y suelen roncan, presentan somnolencia durante el día, ojeras, escupen al hablar en ocasiones, etc. 

Las alteraciones más habituales de los ex respiradores bucales son, sobre todo, problemas de oclusión, posturales y función incorrecta de los órganos fonoarticulatorios.

En ocasiones hay pacientes que respiran por la boca sin una causa aparente, simplemente como consecuencia de un mal hábito. Aunque en general se considera que los motivos más más frecuentes de esta condición “son las obstrucciones o la flacidez de la musculatura perioral.”

Los expertos aseguran que es importante realizar un buen diagnóstico para determinar qué es exactamente lo que está provocando esta alteración a la hora de respirar, y no quedarse solo con la valoración del síntoma pues esto resulta clave para poder abordar el problema en toda su amplitud.

¿Qué provoca?

En las persona mayores el síndrome del respirador bucal puede dar lugar a boca seca o xerostomía, y aunque este es un síntoma que se asocia a la ingesta de determinados fármacos, también surge a consecuencia de este trastorno. La boca seca es una manifestación bastante frecuente durante el envejecimiento, pero no es algo inherente al mismo, ya que su aparición puede deberse a este problema relacionado con la forma de respirar, pero también al hecho de estar recibiendo radioterapia o quimioterapia, entre otros.

Por otro lado, hay que destacar que el bruxismo del sueño también tiene cierta relación con esta condición. Si bien no todas las personas que lo tienen presentan respiración bucal, quienes respiran de este modo sin embargo sí poseen episodios de bruxismo, según se ha podido comprobar en diversos estudios.

Bruxismo: qué es  (bigstock)

Otros aspectos a considerar en estos casos es la posibilidad de que se incremente el mal aliento, debido a esa condición boca seca. Cuando esto sucede al haber menos saliva en la zona pueden proliferar las bacterias dando lugar a otros problemas bucodentales como la halitosis o la enfermedad periodontal.

El hecho de tener algún problema de respiración y más este en concreto en el que se respira a través de la boca es que aparezcan trastornos del sueño. Dentro de estos, destacan los ronquidos, pero también en ocasiones el insomnio se puede convertir en una constante en estas personas, que presentan dificultades para dormir bien a consecuencia de esta alteración en las vías respiratorias.

El abordaje de este trastorno debe centrarse en la causa por tanto que lo desencadena y desde la comunidad científica destacan que tiene que ser multidisciplinar.

0

No hay comentarios ¿Te animas?