Preguntas

Seguros de salud para mayores, ¿sale a cuenta contratarlos?

Manuel Martínez

Foto: Bigstock

Lunes 8 de junio de 2020

3 minutos

Todas las claves para ver si merece la pena su contratación

Pareja contratando un seguro de salud

Compartir una sala de espera con decenas de personas, esperar meses para una operación o una consulta, estas son algunos de las situaciones que tienden a darse en el sector público de salud. Por lo tanto, cuando comienzan a multiplicarse las visitas médicas, contar con un seguro privado que facilite una atención personalizada y rápida podría ser una mejora considerable en la calidad de vida. No obstante, las aseguradoras comienzan a subir las tarifas de sus servicios cuanto mayor es la edad del contratante, e incluso, dependiendo de la compañía dejan de aceptar nuevos clientes de avanzada edad.

Valorando las variables de rapidez, personalización y precio surge una duda entorno a contratar o no, un seguros de salud. Hay que dejar claro que la seguridad social y las empresas privadas ofrecen la misma cantidad de servicios, es decir, no hay prácticamente ninguna atención que ofrezcan los seguros de salud diferentes a los públicos. La diferencia suele radicar en la rapidez de la atención, evitar las aglomeraciones en los hospitales públicos así como la ubicación de las clínicas privadas.

Por otro lado, ateniéndonos a los datos, la mayor masa de la población se va moviendo hacia las edades avanzadas que tienen unas necesidades específicas y precisan productos y servicios a medida. De este aspecto se han dado cuenta los proveedores de estos seguros para hacerlos muy apetecibles, ofreciendo especialidades médicas como las psicológía y servicios de telefarmacia. Pero, ¿sabes si realmente necesitas un seguro de salud?

¿Tienes la obligación de acudir continuamente al médico?

Un aspecto fundamental que de nuevo es necesario tener en cuenta, es la rapidez que ofrecen las clínicas privadas con respecto a las públicas. Esto no se debe a una mejor gestión, o a unos métodos diferentes, sino a una mayor cantidad de personas que acuden a centros de salud y hospitales públicos

Por ello, si tus necesidades hacen que la visita al doctor sea muy recurrente, lo mejor será evitar las largas esperas que tiene la sanidad pública. En el caso de los especialistas y según los últimos datos de Epdata Agencia de Datos de Europa Press, la espera es de 81 días naturales. Si bien, este dato es tomado teniendo en cuenta la primera cita y, dependiendo de la gravedad del paciente, podrá ser más corto aunque, en ningún caso, tanto como a través de una clínica privada. Cabe destacar que estos datos de días de espera son una media global de toda España, y que, dependiendo de la comunidad autónoma, así como de la localidad, variará la cifra.

Sala de espera de un hospital público de salud

¿Tienes la clínica privada a la vuelta de la esquina?

El factor de la cercanía también puede jugar a favor de contratar un seguro de salud. Es muy frecuente que los grandes hospitales se encuentren alejados de los centros de las ciudades y para las personas de avanzada edad, el desplazamiento les suponga un problema. En este caso, se podría tener cuenta el factor cercanía con una clínica privada para contratar su correspondiente seguro.

No obstante, también hay que tener cuidado con la clínica. Estos centros médicos que se encuentran tan cerca de nuestras casas, pueden no tener el equipamiento para las pruebas que necesitemos o no contar con especialistas geriátricos y, por lo tanto, que el desplazamiento hasta un centro mayor sea igualmente obligatorio.

¿Quieres operarte ya?

Con las operaciones que no son de urgencia, las listas de espera pueden volverse eternas. Problemas de articulaciones, túnel carpiano, cataratas y otras intervenciones menores entran en una lista de espera todavía mayor que las de las citas con un especialista. Según Epdata, la media española de días para una intervención es de 115 días. Además, el sector público cuenta con la dificultad añadida de que, si por algún inconveniente tenemos que posponer la intervención, volveríamos al final de la lista de espera.

En el caso de las empresas privadas, la agilización de este tipo de operaciones es mucho mayor. Los seguros de salud suelen ofrecen mucha rapidez para estos casos y la capacidad para elegir, en la medida de los posible, el día. Por ello, es un recurso muy común para dolencias que afectan a la vida cotidiana como las cataratas, pasar por quirófano de la mano de un ente privado. 

Operación en una clínica de seguros de salud

Cuidado con la edad

Las aseguradoras de salud comienzan a aumentar las tarifas cuanto mayor edad tiene el contratante, y las razones son simples. De forma general, las personas de avanzada edad solemos acudir con más frecuencia al médico y son más comunes las intervenciones quirúrgicas, por lo tanto el gasto médico para la aseguradora es mayor. 

No obstante, no existe ningún truco para evitar este aumento del precio. Contratar un seguro de salud durante toda la vida, no evita que, según la compañía, a partir de una cierta edad comiencen a subir los precios. Por lo tanto, habrá que tener en cuenta todas estas variables, ya que, partir de los 50 años será más caro el seguro de salud. Por otro lado, si esperamos hasta el último momento para firmar una de estas coberturas, nos arriesgamos a que la compañía ya no acepte asegurarnos

1
Paulino González Fernández Hace 3 meses
Los SEGUROS MEDICOS PRIVADOS, como los demás tipos de SEGUROS, son CARISIMOS,en especial, para los buenos conductores y gente que procura y trata de no tener accidentes ni dar muchos partes. Estos deberian tener unos BAREMOS de CONSUMO, en lugar de CUOTAS POR AÑOS. Cobraruna PRIMA MINIMA al contratar y el RESTO en función de los PARTES de ACCIDENTES, dados,sería más justo, no solo par el que tiene muchos accidentes sino para los que NO DAN NINGUNI AL AÑO.Lo mismo para los SEGUROS MEDICOS