Tecnología

Nokia presenta un móvil que cuesta 20 euros y su batería dura 26 días

Verónica Mollejo

Foto: Bigstockphoto

Domingo 15 de septiembre de 2019

2 minutos

Es un teléfono móvil que no puede conectarse a Internet, pero con un sistema de control muy sencillo

Nokia presenta un móvil que cuesta 20 euros

Con el paso del tiempo, y a diferencia de los primeros modelos que salieron al mercado, los teléfonos móviles han evolucionado hasta convertirse en un dispositivo de un palmo de tamaño, diseño plano y pantalla táctil, en cuyo interior residen multitud de aplicaciones que antes ni siquiera éramos capaces de imaginar. Con este amplio abanico de prestaciones, el precio también ha aumentado considerablemente, llegando incluso a superar los 1.000 euros.

En definitiva, los smartphones que tanto "necesitas" son para muchas personas un bien al que resulta muy complicado acceder, y cuyo modo de uso es cada vez más complicado. En este sentido, algunos grandes fabricantes han optado por volver al pasado y producir móviles que recuperen las ventajas de los modelos antiguos que triunfaron hace décadas, y que para algunos usuarios eran mucho más prácticos y accesibles.

Nokia 105

Nokia 105: clásico, ergonómico y de gran duración

Ya son cuatro las generaciones que Nokia ha comercializado de su modelo más popular: el 105. Una joya que se ha mantenido entre los teléfonos más vendidos de la compañía desde su lanzamiento en 2013. Sin embargo, lo realmente sorprendente es que esta celebridad no se debe a su cámara de última generación, la pantalla Retina o las aplicaciones que están disponibles para su sistema operativo, pues el Nokia 105 destaca por su minimalismo.

Las personas mayores que no terminan de adaptarse a las nuevas tecnologías y que solo buscan un dispositivo con el que poder ponerse en contacto con sus seres queridos son los máximos beneficiarios, pues el Nokia 105 ni siquiera se conecta a Internet. Como si de un móvil de hace 20 años se tratara, solo te permite hacer llamadas y mandar mensajes de texto. Unos servicios que ahora pueden parecernos insuficientes, pero con los que hemos sobrevivido durante mucho tiempo.

Además, su sistema de control es de lo más sencillo y accesible. Su diseño ergonómico se adapta perfectamente a tu mano, los botones son fáciles de manejar, la pantalla de 1,8 pulgadas facilita su visualización y, lo mejor de todo, su batería permite que esté activo durante un total de 26 días. Algo inaudito en los smartphones de hoy en día. Y no solo eso, dicha accesibilidad también afecta a su precio, pues el Nokia 105 apenas cuesta 20 euros.

0

No hay comentarios ¿Te animas?