Cuál

Manualidades para aprender y hacer en casa durante el estado de alarma

Teresa Rey

Foto: Bigstock

Martes 24 de marzo de 2020

3 minutos

Muchas actividades que se pueden hacer en casa requieren solo de tiempo y algo de imaginación

Manualidades para aprender y hacer en casa durante el estado de alarma

Durante las estancias largas en casa como la que está suponiendo el estado de alarma decretado en nuestro país desde el pasado 14 de marzo a consecuencia de la pandemia del coronavirus, podemos buscar infinidad de entretenimientos que hacer. Quizá es el momento de empezar a practicar aquel hobby que teníamos aparcado, y que siempre quisimos pero que por falta de tiempo no nos decidíamos. Ahora, el tiempo no puede ser una excusa.

Los comercios online siguen funcionando si nos falta algún material para empezar, y si no hay muchas actividades que requieren de pocos recursos, muchos de ellos seguramente ya los tengamos en casa. Estas son algunas ideas y manualidades, que puedes empezar a practicar ya.

Hacer hiloramas

Hacer hiloramas puede ser de lo más entretenido e incluso puedes disfrutar de esta actividad en compañía de tus nietos. Solo necesitas una tabla de madera, hilos, clavos y un martillo. Para buscar el dibujo que quieras hacer tendrás que hacerte previamente con una planilla, hay muchas posibilidades en internet. Esta es sobre la que has de basarte para ir colocando los clavos.

A continuación tienes que ir situando los hilos en las puntas de los clavos, según el dibujo que quieras efectuar y cruzándolo de un modo concreto. Normalmente se combinan varios hilos de colores para que el resultado sea más llamativo. La clave está en cómo se van uniendo los hilos para obtener las distintas figuras. Además estos se han de tensar bien, para evitar que se suelten.

Aprende a hacer manualidades con tus nietos

Lettering

Si siempre has tenido una vena de artista y te gusta la caligrafía, tal vez te guste también el lettering. La caligrafía, tal y como define la Real Academia de la Lengua (RAE), “es el arte de escribir con letra bella y correctamente formada, según diferentes estilos.” Es algo a lo que también podemos dedicarnos si tenemos tiempo para ello, pero hay otra actividad que posee cierto vínculo con esta actividad, y esta es el lettering o el arte de dibujar letras. Se trata por tanto algo así como hacer una ilustración a través de la escritura. Se emplea mucho para hacer carteles o escribir frases cortas o mensajes breves.

Para practicarla podemos recurrir a toda una variedad de materiales, desde un lápiz o bolígrafo de toda la vida, hasta plumas, acuarelas, rotuladores, tizas y pinturas acrílicas, entre otros. Luego necesitamos un papel para hacer un boceto que es donde vamos a determinar cómo se van a distribuir las letras. En este caso usaremos el lápiz. A continuación se rotula con un bolígrafo para después calcarlo en el diseño final, este es precisamente uno de los aspectos que determina que no sea necesario disponer de una buena letra.

El mejor papel para esta forma de dibujar letras es el de puntos, ya que estos nos servirán de guía. Así podremos situar las letras con exactitud y sin dificultad, y al mismo tiempo es posible jugar más con la forma y el tamaño de las letras. La textura y el grosor del papel resultan clave especialmente si vamos a usar por ejemplo acuarela, porque así impedimos que la tinta traspase el papel.

Hardanger o bordado noruego

Este es un sistema de bordado que tiene su origen en el distrito de Handanger en Noruega, y es de ahí de donde tomó el nombre.  Se trata de uno de los bordados más antiguos aunque se desconocen con exactitud sus orígenes. A quienes les gusta el punto de cruz, pude que este otro estilo les llame la atención. Hay que deshilachar la tela, es decir, sacar los hilos de las áreas rodeadas por el bordado, para después cortarlos. Se trabaja sobre lino blanco, y es un punto contado, al igual que el punto de cruz, solo que tiene más puntadas. El resultado difiere pues no es solo una imagen, sino que se basa en patrones, diseño y calado.

Las figuras son muy geométricas pero siempre basadas en formas básicas como cuadrados, rectángulos, triángulos, diamantes, corazones, zigzags y cruces.

Punto de cruz y petit point

Estampación de camisetas

La estampación de tus propias camisetas en casa te a va permitir realizar todo tipo de diseños originales y de acuerdo con tu gusto. Existen varias alternativas para dedicarte a esta manualidad en casa.

Puedes simplemente coger una camiseta blanca y directamente hacer tus propios diseños sobre ella dibujándolos con tintas, rotuladores, y en general materiales específicos para telas. De una forma muy similar se utilizan aerógrafos o espráis diseñados para esta utilidad.

Es posible igualmente hacerse con tampones que se elaboran fácilmente con cualquier objeto que tengas a mano como una esponja, y después untarlos de pintura y colorear la superficie de la camiseta.

Tienes además la técnica de impresión por Transfer, para lo que necesitarás papel transfer, una impresora, tijeras y una plancha doméstica. Cuando ya tengas el diseño solo tendrás que imprimir sobre el papel especial tantas copias como camisetas desees tener. Luego deberás planchar el papel sobre la camiseta y dejarlo el tiempo que se te indique en las instrucciones. Al despegarlo se habrá quedado pegada la imagen y tendrás una camiseta con un diseño nuevo.

0

No hay comentarios ¿Te animas?