Porqué

Curiosidades de los perros: las razones por las que se lamen, aúllan o ladean la cabeza

Victoria Herrero

Foto: Bigstock

Miércoles 25 de marzo de 2020

3 minutos

Con estos y otros gestos, estas mascotas se comunican con sus dueños y expresan sus emociones

Curiosidades de los perros: las razones por las que se lamen, aúllan o ladean la cabeza

El perro es el mejor amigo del hombre, pues le brinda compañía y cariño sin pedir nada a cambio, algo muy importante y valioso en el caso de las personas mayores. Sin embargo, pese a esta larga amistad, en ocasiones puede que se desconozca el significado de algunos de sus comportamientos. Por eso, hoy vamos a desvelar las causas por las que los perros repiten algunos gestos de manera tan cotidiana, como lamerse con la lengua, ladear la cabeza e incluso emitir sonidos parecidos a un aullido.

¿Qué indican al lamerse?

En anteriores ocasiones hemos hablado de cómo un gato, otra de las mascotas más queridas, se comunica con su dueño a través de gestos, sonidos y movimientos de su cuerpo, algo que en el caso de los perros también se repite. Por ejemplo, lamer a su dueño es una señal que emplea el can para indicarle que no recibe todo el cariño que necesita y que busca en ese momento. Es por eso que muchos recurren a su lengua para expresar la falta de atención

Un gesto que, además, puede repetir de manera frecuente, pero en este caso lamiéndose el hocico y abriendo la boca, cuando tiene hambre. En otras palabras, un toque de atención para que el dueño le dé ya su comida.

Como no hay dos sin tres, también hay otra explicación cuando los perros sacan su lengua: curar alguna herida superficial que tengan en la piel. Así pues, con este sencillo movimiento, alivian de manera momentánea el dolor y el picor que puedan sentir. Por eso, si el dueño del animal observa esta escena, es mejor que acuda al veterinario para que el profesional haga una correcta curación de la zona afectada. De esta manera, impedirá futuras infecciones si se arrasca o se lame demasiado.

Curiosidades de los perros: las razones por las que se lamen, aúllan o ladean la cabeza

¿Y cuándo ladean la cabeza?

En este caso, significa que el perro está atento a lo que está haciendo su dueño. Ladeando la cabeza, el can amplía su campo de visión, como explican los investigadores del comportamiento canino de la Universidad de British Columbia (@UBC), para obtener más pistas a la hora de conocer el estado emocional de su amo. O bien para tratar de entender y comprender el lenguaje corporal del mismo.

Algunos expertos, como la psicóloga animal Alexandra Horowitz (@DogUmwelt), añaden que con este hábito también consiguen adaptar sus pabellones auditivos para oír a los humanos mucho mejor.

Aullar como los lobos

Sí, los perros también aúllan, aunque no guarda el mismo significado. En el caso de los lobos, lo hacen para comunicarse con su manada en algunas circunstancias como, por ejemplo, si están de caza. Un gesto y un sonido que también se repite en el caso de los perros domésticos, sobre todo los que son de razas como Husky Siberiano o Samoyedo, aunque no de manera tan frecuente. En esta ocasión, se trata de una expresión sonora de las emociones o sentimientos que experimenta el can.

Bajo esta premisa, el aullido de un perro puede ser un signo de defensa de su territorio o una manera de proteger lo que considera suyo ante una amenaza desconocida. Algo que algunos dueños pueden comprobar sobre todo por las noches o si su perro ejerce de guardián de la casa familiar.

Curiosidades de los perros: las razones por las que se lamen, aúllan o ladean la cabeza

Guardando relación con lo anterior, los perros también recurren a los aullidos para demostrar su nerviosismo. Así, al mezclarlos con los ladridos están comunicando a su dueño un estado de ansiedad debido a algo que les desconcierta. Por ejemplo, en los días de tormenta, en los que pueden estar más asustados de lo habitual.

Y una última explicación que tiene que ver con la soledad, sobre todo si el can está encerrado en un lugar oscuro y solitario. Se trata de un comportamiento muy común en aquellas razas que se emplean para la caza y que no comparten un espacio hogareño con el resto de la familia.

Perros que 'hablan' a su manera

Hasta ahora, hemos visto en profundidad algunas costumbres que tienen estas mascotas para comunicarse con su entorno, especialmente con sus dueños, o mostrar sus sentimientos ante determinadas situaciones. Sin embargo, hay más gestos del lenguaje corporal animal con los que los canes 'hablan' a su manera:

  • Un perro enfadado ante una amenaza. En este caso, tiene el cuerpo inclinado hacia adelante, las orejas para atrás, el hocico tenso y hace unos gestos de gruñido al tiempo que mueve y abre la boca enseñando los dientes. Incluso si el enfado va a más levantará enérgicamente su cola. 
  • Quiere mimos o caricias por parte de su dueño. Así pues, para llamar su atención lo que hace es dar un ligero toque con su cabeza o su hocico sobre el brazo de la persona y, a continuación, se tumbará en el suelo levantando sus patas traseras. Es su modo de decir 'ráscame'. 
  • Un can sumiso ante un dueño agresivo inclinará hacia abajo tanto su cabeza como sus orejas y se mostrará asustadizo. Además, esquivará la mirada frontal con su amo y emitirá una especie de quejido o lamento agudo. 
0

No hay comentarios ¿Te animas?