Practicopedia

Las 4 razones por las que deberías empezar a comer más despacio

Anna Blanco

Foto: bigstock

Miércoles 8 de julio de 2020

2 minutos

Dedicar el tiempo necesario a las comidas y comer sin prisas reporta múltiples ventajas

Las 4 razones por las que deberías empezar a comer más despacio

Siempre se dice que las prisas no son buenas y en el caso que nos ocupa, el comer, tampoco. Hay veces que nos ventilamos en un santiamén una comida por falta de tiempo, otras por tener mucha hambre, por ansiedad o, simplemente, porque siempre lo hemos hecho así, es decir, es nuestra forma de comer. Sea por el motivo que sea, comer deprisa es un mal hábito que debemos evitar ya que perjudica nuestra salud y bienestar porque, como concluyó un estudio publicado en el Journal of the Academy of Nutrition and Dietetics de la Universidad Cristiana de Texas en EEUU, comer despacio es una forma sencilla de aportar salud al organismo y eliminar el estrés. Veamos cuáles son los cuatro beneficios principales de comer a un ritmo pausado. 

1.- Control de nuestro peso

bigstock Slimming diet and control of 366239695

A la hora de comer, la comida tarda 20 minutos para ir del estómago al íleon, una sección del intestino delgado que segrega una hormona digestiva que le dice a nuestro cerebro que estamos llenos. Por ese motivo es mejor comer despacio porque así le damos la oportunidad al estómago de avisar al cerebro que ya está satisfecho por lo que habrá una menor ingestión de calorías y, al quedar más saciados, evitaremos comer entre horas como señala una publicación del Journal of Clinical Endocrinology & Metabolism.

Además, comer despacio también favorece el control de las cantidades que consumimos, porque nos permite estar más atento a lo que ingerimos y regula el nivel de glucosa en nuestro organismo. 

Y, por último, comer despacio mantiene nuestro metabolismo activo, por lo que la quema de grasas se lleva a cabo con mayor eficacia.

2.- Mejores digestiones

bigstock Young woman has pain and cramp 301714303

Si comemos rápido tenemos muchos más puntos de tener hipo o gases, ya que junto con los alimentos puede llegar al organismo una mayor cantidad de aire por lo que las digestiones no serán nada cómodas. Además, se ha demostrado que comer deprisa puede dar lugar a un tipo concreto de indigestión llamado reflujo gastroesofágico. Y es que si masticamos con prisa, la comida llega a nuestro estómago en trozos más grandes, que no se digieren bien.

Y si mejoramos la digestión, nuestro cuerpo se regula mejor y depuramos mejor las grasas y las toxinas.  

3.- Disfrutar del placer de comer

bigstock Side view close up of a senior 367367749

Está claro que si comemos a toda prisa no nos da tiempo de apreciar en condiciones el gusto, la textura o el aroma de los platos, partes fundamentales del placer de comer. De esta manera, cuanto más tiempo le dediquemos a comer, más tiempo le estamos dando a nuestros sentidos para disfrutar, lo que se traduce en un momento de relajación y una sensación placentera.

4.- Mejor hidratación

bigstock senior hands clinking glasses  52131793

Habitualmente quien lleva a cabo una comida más lenta, consume una mayor cantidad de agua. Además de obtener los beneficios implícitos de beber agua, también contribuye a la distensión del estómago lo que contribuye a un menor consumo de alimentos. 

0

No hay comentarios ¿Te animas?