Medicina preventiva

Problemas en la salud de los mayores por llevar la ropa demasiado ajustada

Victoria Herrero

Foto: Bigstock

Domingo 1 de marzo de 2020

3 minutos

Irritaciones en la piel o una mala circulación son algunas de estas consecuencias negativas

Problemas en la salud de los mayores por llevar la ropa demasiado ajustada
Victoria Herrero

Foto: Bigstock

Domingo 1 de marzo de 2020

3 minutos

A muchas personas les encanta llevar ropa ajustada para lucir su figura y sentirse más favorecidos, incluso más allá de los 65 años. No obstante, ponerse prendas demasiado apretadas puede poner en jaque tu propia salud, especialmente si eres una persona mayor. Estos son los problemas a los que te enfrentas en este tipo de situaciones y que puede que desconozcas.

No es muy recomendable para la circulación

Es lo que afirman profesionales médicos de la Sociedad Española de Cardiología (@secardiologia), que recuerdan que si llevas un pantalón o una camisa demasiado ajustada al cuerpo, esto te impedirá que puedas realizar movimientos de forma natural (algo que no te permiten esas costuras en tensión), además de que al quitar las prendas notarás dichas marcas en las zonas donde han apretado más de lo recomendable.

Pero no se trata solo de las señales en la piel, sino que a nivel interno pueden dificultar el retorno venoso de la sangre, por lo que tu corazón tiene que hacer un esfuerzo aún mayor en este sentido. 

Lo peor para las varices

Tanto si ya padeces este problema circulatorio como si solo presentas una leve incidencia de este tipo de patología en las venas, llevar por ejemplo pantalones pitillo no resulta muy aconsejable en cuestión de salud. Y es que es tal la presión que se ejerce sobre las extremidades que, tarde o temprano, dichos conductos se debilitan y se hinchan debido a una acumulación anormal de la sangre. Y es entonces cuando existe un peor pronóstico para las varices.

Problemas en la salud de los mayores por llevar la ropa demasiado ajustada

Una camisa apretada, mala compañera para respirar bien

Puede que te cueste creerlo, pero no es aconsejable llevar prendas de arriba que no son de tu talla. Esto puede hacer que se vea mermada la cantidad de oxígeno que es necesaria en cada inhalación al respirar. Como consecuencia, tomarás el aire de manera más frecuente y a intervalos cada vez más cortos. Algo que también sucede si el sujetador que llevas puesto no es el adecuado según tu busto. 

Pero dicha dificultad en la respiración va mucho más allá, ya que hace que llegue menos oxígeno a las células, con lo cual se acelera el envejecimiento prematuro. Una misma carencia que también atañe al cerebro y que se traduce en una reducción de la agilidad mental o una memoria que empieza a fallar

Sensibilidad en la piel de zonas íntimas 

En relación a la última prenda mencionada, la ropa interior apretada también puede suponer un problema para tu piel, ya que está en contacto directo con ella. Así, en algunas zonas cutáneas, la presión que se ejerce puede provocar la irritación de la dermis si, sobre todo, se une con una mala combinación de calor y sudor. Es lo que puede ocurrir con el roce de estos tejidos poco holgados en la zona de los genitales.

Asimismo, a la larga se puede detectar una mayor incidencia de infecciones en las zonas más íntimas del cuerpo. Y eso por no hablar de que la retención de líquidos, que también se pueda dar en estas circunstancias, es una de las posibles causas de la aparición de celulitis.  

Afecta a la presión intraocular

Una afección que sobre todo se observa en aquellas pajaritas, corbatas y botones de la camisa que aprietan demasiado la zona del cuello. Un constreñimiento que, según estudios elaborados por la British Journal of Ophthalmology (@BMJ_Ophth), puede hacer que se eleve la presión intraocular, es decir, la fuerza que efectúan los líquidos del interior del ojo contra la pared de este. 

Problemas en la salud de los mayores por llevar la ropa demasiado ajustada

Comodidad y salud por encima de modas

Por todos estos motivos, no es bueno abusar de este tipo de prendas de ropa demasiado ajustadas. Que un día lleves un jersey o un vestido algo más entallado no pasa nada, pero es mejor que no lo hagas por normal general y en extremo. Por tanto, debes hacer caso a estas recomendaciones dada por los profesionales de la salud: 

  • Durante la semana puedes alternar prendas más ceñidas con otras más holgadas para dar un 'respiro' a tu cuerpo. 
  • Si siempre te ha gustado lucir vaqueros que queden bien pegados al cuerpo, no tienes que renunciar a ello pero es mejor que uses aquellos confeccionados con un material más elástico. Imitan a la perfección a los clásicos jeans y no oprimen tanto. 
  • Usa siempre tu talla en cualquier prenda que te compres. Si no lo haces y al cabo de un tiempo notas las marcas antes comentadas en la piel, un entumecimiento de tus pies o un dolor en la zona lumbar o en la parte inferior del vientre, definitivamente esa pieza de ropa no era la adecuada para vestir tu cuerpo. 
Escribe tu comentario aquí 0
0

No hay comentarios ¿Te animas?