Sociedad

Nietos postizos, la iniciativa para combatir la soledad de los mayores

Victoria Herrero

Foto: Bigstock

Lunes 24 de junio de 2019

2 minutos

El perfil habitual que usa esta plataforma es el de una mujer de 55 a 70 años que vive sola

Iniciativas para combatir la soledad en los mayores

Muchos niños le dicen a sus padres eso de que quieren tener un hermano. Pero en este caso, puede que el deseo sea tener un abuelo con el que compartir confidencias, juegos y experiencias. Y eso es lo que se propone la web Quiero un abuelo (@QuieroUnAbuelo): poner en contacto a familias con hijos con personas que quieran tener unos nietos "de mentira" por unas horas. Eso sí, muy importante, no se trata de un servicio de canguros para conciliar la vida familiar y personal sino de una nueva experiencia voluntaria.

El beneficio es mutuo, estos niños pueden disfrutar de la sabiduría de estas personas (en el caso de sus abuelos vivan lejos o hayan fallecido); al tiempo que los mayores combaten la soledad con esos nietos. Lo de menos en este caso son los lazos de sangre.

Iniciativas para combatir la soledad en los mayores

Más de 700 personas mayores han recurrido a este especial servicio con el que su casa se vuelve a llenar de risas de niños algunas tardes y vuelven a sentir ese calor de familia que nunca han tenido o que algún día fue una realidad en sus vidas.

El perfil mayoritario es el de una mujer mayor de entre 55 y 70 años que vive sola y que forma parte de esa drástica cifra de los más de dos millones de personas mayores de 65 años que se encuentran en soledad en su casa. 

Quiero ser un abuelo postizo

Para ser abuelo o nieto postizo, los pasos a seguir son muy sencillos. En el caso de las personas mayores uno se registra aportando sus datos, así como detallando las motivaciones que le han llevado a querer formar parte de este proyecto social. Rellenado el formulario inicial, es el momento de aportar algunos datos extras para completar el perfil y encontrar la familia idónea en cada caso.

Si se produce el "flechazo", es la propia familia la que se pone en contacto con ese "abuelo postizo" y concretan una cita para conocerse y empezar esa mágica relación. Incluso desde la propia página web ofrecen actividades para hacer con los más pequeños

¿Qué deben hacer las familias interesadas?

En el caso de las familias, el procedimiento en similar a la hora de aportar información sobre ellos mismos, sus gustos o estilo de vida. Para ese primer encuentro, en el que las personas mayores puedan sentirse algo tímidas, es importante seguir una serie de recomendaciones que nos ofrecen desde esta plataforma: 

  • Lo mejor es quedan en un sitio público neutral que será menos intimidatorio para ambas partes. 
  • Es recomendable llevar a los niños en ese primer encuentro para que se conozcan y se genere ese clima de confianza. No es obligatorio que les llamen abuelo o abuela si no quieren. No se trata de reemplazar a los de verdad. 
  • La relación personal de confianza se irá estableciendo con el tiempo y con cariño. Importante, al principio es una persona extraña para vuestros hijos así que mejor esperar un tiempo para dejarles a solas con su "abuelo postizo". 
0

No hay comentarios ¿Te animas?