Cómo

Cómo evitar que las moscas se reproduzcan (y se multipliquen) en tu hogar

Verónica Mollejo

Foto: Bigstockphoto

Miércoles 4 de septiembre de 2019

2 minutos

Normalmente, las moscas buscan comida en descomposición para poder sobrevivir y reproducirse

Cómo evitar que las moscas se reproduzcan en casa

Aunque no es un hecho muy habitual, en ocasiones las moscas escogen un pequeño rincón de nuestro hogar para reproducirse, dando lugar a una plaga que resulta muy desagradable y antihigiénica, pues suelen ocultarse en lugares cercanos a la comida o ambientes húmedos como, por ejemplo, los recipientes de la basura, los floreros, lugares próximos a fugas de agua o incluso en el interior de las frutas maduras.

Otro de los principales inconvenientes es que las larvas son muy pequeñas, tanto que pueden pasar inadvertidas hasta ya que es demasiado tarde. Además, suelen pasar de la fase de huevo a la de insecto adulto en apenas dos semanas, un proceso increíblemente rápido que también influye en el desconocimiento del propietario de la vivienda.

Entre los riesgos que este hecho puede desencadenar destacan no solo la incomodidad de su presencia dentro de casa, sino también la posibilidad de que contaminen nuestra comida y pongan sus huevos en el interior de los alimentos que después podemos consumir. Asimismo, tener un enjambre de moscas en tu hogar puede convertirse en un auténtico foco de enfermedades como, por ejemplo, el cólera o la difteria. Bajo esta premisa, ¿qué debes hacer para evitar esta situación?

Cómo evitar que las moscas se reproduzcan en casa

Cómo evitar que las moscas se reproduzcan en tu casa

Aunque las moscas se sienten atraídas por los factores que hemos enumerado anteriormente, también es más habitual que este suceso ocurra en apartamentos más cálidos, plantas bajas o viviendas que estén próximas a entornos sucios y húmedos, como sótanos o alcantarillas. Sea cual sea el lugar al afecta, ¿cómo debes actuar?

  • Por supuesto, intenta tener la casa lo más limpia posible, pues este tipo de plagas se mueven fácilmente en dichos ambientes. Por eso, no dejes las migas de pan sobre la mesa o los platos sucios en el fregadero, pues atraerás las moscas de manera irremediable.
  • Igualmente, vacía los recipientes de la basura con relativa frecuencia. Los alimentos en descomposición son uno de los ingredientes estrella en la dieta de dichos insectos.
  • Como acabamos de ver, la humedad es otro de los factores de riesgo, especialmente los paños o las prendas que están mojados y que no se han enjuagado bien después de su uso.
  • Si tienes frutas o verduras maduras encima de la cocina o en cualquier otro lugar fuera del frigorífico, retíralas de inmediato e introdúcelas en la nevera.
  • También puedes aumentar la protección comprando productos especializados o soluciones profesionales que mantengan alejadas a las moscas o acaben de raíz con el problema.
0

No hay comentarios ¿Te animas?