Al aire libre

¿Te atreves a conocer Guipúzcoa de un modo diferente? Coge tu bicicleta y sigue estas sendas

Victoria Herrero

Foto: Bigstock

Miércoles 8 de enero de 2020

3 minutos

Recorridos por las vías verdes de este territorio que se pueden hacer con toda la familia

¿Te atreves a conocer Guipúzcoa de un modo diferente? Coge tu bicicleta y sigue estas sendas

Hoy nuestro particular viaje irá sobre ruedas. Las de tu bicicleta. Así pues, súbete a los pedales y recorre con nosotros algunas de las sendas más bonitas para conocer esa otra cara más desconocida de uno de los rincones más visitados de nuestra geografía, Guipúzcoa. Si cumples con el desafío, te has ganado todo un homenaje gastronómico en San Sebastián. ¿Preparado?

Vías verdes entre bellos parajes naturales

Las sendas que recorreremos son perfectas para hacer deporte toda la familia ya que no entrañan peligro alguno y no requieren de un gran esfuerzo. Eso sí, algunas tienen un recorrido cercano a los 50 kilómetros, por lo que pueden dividirse en etapas más cortas o bien hacer solo el tramo que más os apetezca. Recorridos que en muchos casos forman parte de la red de vías verdes con las que contamos en nuestro país. 

De Andonain a Kaxarna

Empezamos con la ruta que tiene más kilómetros, unos 45, y que discurre entre las localidades de Andoain y Kaxarna (ya en Navarra). Es la conocida como vía verde del Plazaola y sigue el trazado marcado por un antiguo ferrocarril que nos lleva a recorrer esta bella zona rodeada de hayedos y robledales. Además, durante todo el camino tendrás un agradable compañero: el sonido del cercano río Leitzaran. 

Durante el recorrido pasaremos por los municipios de Leitza, Lekunberri y Latasa hasta llegar al final. También nos adentraremos en el túnel de Uitzi por lo que se recomienda que no te olvides una pequeña linterna para atravesar este tramo

¿Te atreves a conocer Guipúzcoa de un modo diferente? Coge tu bicicleta y sigue estas sendas
Turismo Euskadi

De San Sebastián a Oiartzun

Nos vamos a otro paraje completamente distinto que parte de la capital del territorio. Es la llamada vía verde de Arditurri (ya que se pasa por las minas del mismo nombre) que discurre durante 17 kilómetros. Es la distancia que separa San Sebastián del Parque Natural Aiako Harria, pasando por Pasai Antxo, Lezo, el coto minero de Arditurri y, finalmente, la localidad del Oiartzun. 

En este caso, nuestras bicicletas discurren paralelas a otro río, el que lleva el nombre del municipio de destino. Estamos, como puedes haber adivinado, en una vieja vía ferroviaria construida en el año 1901 para transportar todos los metales y minerales que salían de esas minas a las que hemos hecho mención en un principio. Este tren estuvo en funcionamiento hasta el año 1966 cuando dejó paso a los camiones que, desde ese momento, se encargarían de ese traslado. 

¿Te atreves a conocer Guipúzcoa de un modo diferente? Coge tu bicicleta y sigue estas sendas
Turismo Euskadi

Recorrido circular por Ormaiztegi

El último recorrido que te mostramos es el más sencillo, ya que apenas llega a los 8 kilómetros de distancia. La vía verde de Mutiloa nos permitirá conocer los alrededores de la localidad de Ormaiztegi, como es el caso de las espectaculares vistas del Parque Natural de Aizkorri

Sería un pecado hacer esta ruta en bicicleta y no hacer una pequeña parada de lo más placentera. Y es que te puedes acercar al cercano pueblo de Idiazabal para degustar el emblema del mismo: su queso homónimo. 

¿Te atreves a conocer Guipúzcoa de un modo diferente? Coge tu bicicleta y sigue estas sendas
Turismo Euskadi

Pero antes de subirte a la bicicleta...

No hay nada más saludable, y gratificante para el orgullo propio, que hacer algo de ejercicio. Y si es contemplando este espectáculo de la naturaleza, mucho mejor. Pero ese entusiasmo debe ser con cabeza. Es decir, no podemos subirnos a la bicicleta y empezar a darle a los pedales si nunca nos hemos puesto unas zapatillas deportivas, si no tenemos unos mínimos conocimientos o si no llevamos el material adecuado y necesario. 

Pero para eso estamos; para ofrecer algunos buenos consejos en este caso: 

  • Planea tu ruta. Aunque en este caso te hayamos explicado cada recorrido, es bueno que lo tengas interiorizado de antemano para no perderte. También es recomendable que un par de días antes mires el tiempo que hará (no sea que te llueva a mares) o si hay alguna circunstancia de última hora que te obliga a desviarte de tu camino (por ejemplo, un árbol caído que ha cortado esa vía). En cualquier caso, sigue siempre el camino marcado y no te aventures por zonas desconocidas. 
  • No es necesario que tengas la mejor bicicleta de montaña del mundo, pero sí que es bueno que esté en buen estado. Comprueba que los frenos no fallan, que las ruedas están hinchadas y que los cambios de piñones se hacen sin dificultad. También sería bueno que supieras algo de mecánica básica por si tienes que arreglar un pinchazo de urgencia en mitad del camino. 
  • No eres Miguel Induráin, pero si vas a estar en la bicicleta algo más de 5 minutos, lo mejor es que te vayas preparando un poco unas semanas antes. El cuerpo debe habituarse al esfuerzo que vas a realizar. 
  • No te olvides de ir bien provisto con todo lo necesario: la ropa adecuada según la temperatura que haga, el móvil bien cargado de batería, así como agua para beber y algunos alimentos para reponer fuerzas (plátano, queso, algo de chocolate o unas avellanas te pueden servir).
  • Si vas solo, o en grupo, avisa a una persona de tu recorrido, así como del tiempo estimado en hacerlo para que esté pendiente
  • Algo sencillo e importante: disfruta todo lo que puedas y contempla todo lo que te rodea
0

No hay comentarios ¿Te animas?