Cuídate

Ejercicios de yoga facial: belleza natural para tu rostro

Victoria Herrero

Miércoles 15 de enero de 2020

1 minuto

Dedícate unos minutos al día para cuidar tu piel y fortalecer los músculos de la cara y el cuello

Ejercicios de yoga facial (bigstock)

Cuida tu rostro con apenas 10 minutos al día y con la única ayuda de los dedos de tus manos. Hablamos del yoga facial para mimar tu piel y tener activos los 57 músculos que conforman tu cara y el cuello. Así, gracias a estos ejercicios podremos relajar los músculos faciales, oxigenar nuestra piel o dejar de lado todo signo de cansancio o estrés acumulado en nuestra cara. Sin duda, un buen complemento para esos productos de cosmética que aplicamos sobre nuestra dermis. 

Ejercicios para iniciarse en la práctica del yoga facial

Así, para comenzar con esta rutina de belleza estética, lo más recomendable es que al principio practiquemos delante de un espejo. De esta manera, podremos controlar mejor cómo nuestros dedos recorren nuestra frente, ojos, mejillas, mandíbula o cuello en una serie de ejercicios que iremos aprendiendo. La mejor forma de dedicarte unos minutos tras la ducha matutina y empezar el día con otra energía. 

Beneficios del yoga facial (bigstock)

El paso del tiempo se va notando, por ejemplo, en la elasticidad de nuestro cuello; por ello, podemos comenzar nuestra sesión de yoga facial con un sencillo ejercicio para levantar y tonificar estos músculos. Mirando al frente, giramos la cabeza a ambos lados hasta que quede alineada con cada hombro. En cada movimiento, permanece durante unos segundos en esa postura. 

La grasa acumulada en la parte inferior del mentón –papada– es otra de las preocupaciones estética que surgen al cumplir años. Así, esta rutina facial puede ayudarnos en este sentido. Para ello, sujeta la barbilla con una mano y empújala hacia abajo. Detente durante unos segundos y haz tres respiraciones profundas. A continuación, con los dedos de las manos masajea suavemente la zona con pequeños toques.

Llega el turno de relajar lo ojos. Coloca ambos dedos índices en el entrecejo y da pequeños golpecitos alrededor de cada ojo y siente cómo te vas relajando. Cuando hayas finalizado, masajea el párpado inferior a ambos lados para reducir las ojeras y activar el flujo sanguíneo. Y para esas molestas arrugas de la frente, el yoga facial también tiene un remedio natural: pon los dedos en el centro de la frente y muévelos hacia los laterales. Se recomienda repetir esta pauta tres veces para lograr los beneficios deseados. 

0

No hay comentarios ¿Te animas?