Fernando Ónega
Opinión

Interés de partido

Fernando Ónega
Pedro Sánchez y Albert Rivera

Llega la hora de empezar a hablar de qué gobierno se forma y ocurre lo previsible, que es mal español: el interés de los partidos se impone al interés nacional. Empresarios, Bruselas, opinión publicada reclaman un entendimiento ente el Partido Socialista y Ciudadanos, un gabinete de centro-izquierda, templado y sin sobresaltos para la economía. Pero, ay, Albert Rivera está en ser jefe de la oposición y sobrepasar al Partido Popular. Es decir, quiere ser alternativa a Pedro Sánchez y no apoyo en la gobernación. No hay nada escrito sobre el desenlace. Pero la estrategia de partido se impone. La incompatibilidad entre personas es la norma. Y, si nada cambia, se perderá una oportunidad de moderación.

0

No hay comentarios ¿Te animas?