Fernando Ónega
Opinión

Que no sea un espejismo

Fernando Ónega
Que no sea un espejismo

Al leer la prensa durante esta Semana Santa me pareció percibir un mayor interés mediático por los mayores. He visto periódicos que se internaron en los programas de los partidos para encontrar referencias a los que somos ya el 20 por ciento de la población. He leído reportajes sobre el envejecimiento y sus consecuencias en la financiación de la dependencia. Y me sorprendió grandemente que el diario El País dedicó un editorial al maltrato de los viejos y pidió atención a esa crueldad que cada vez sufren un mayor número de personas ante el pasotismo de los poderes públicos. Tengo la impresión de que se está creando conciencia social ante las necesidades de los mayores. Lo anoto, pero todavía no me hago ilusiones: puede ser un espejismo.