Fernando Ónega
Opinión

Mujer, peleas y derechos

Fernando Ónega
Las mujeres mayores, protagonistas de las movilizaciones del 8M
Fogonazos

 

Este cronista sostiene que la mayor revolución de la España democrática ha sido la revolución de la mujer. En ningún otro sector poblacional se produjeron mayores cambios ni mayores progresos. Creo que habría que reconocerlo en una jornada como la de hoy, Día Internacional de la Mujer y atribuir los méritos al movimiento feminista, a la sensibilidad de los gobiernos y a los cambios mentales de la sociedad. ¿Falta algo por conseguir? Voy a decirlo con toda claridad: casi tanto como lo que se avanzó, porque falta hacer realidad la conciliación, faltan oportunidades y medidas legales para que ser mujer no sea un conflicto entre la maternidad y la carrera profesional y faltan mujeres en la dirección de empresas. Tengo otra pregunta: ¿sobra algo en una celebración como la de hoy? Sí: sobra politización, sobra partidismo y sobra confrontación dentro del gobierno. Si lo que más destacó en la celebración de este año no han sido las reivindicaciones femeninas, sino la pelea entre Carmen Calvo e Irene Montero, lo máximo que se conseguirá será la proclamación de una ganadora o una perdedora. Pobre balance para los auténticos derechos de la mujer.