Ramón Sánchez-Ocaña
Opinión

Razones médicas para el divorcio

Ramón Sánchez-Ocaña
Razones médicas para el divorcio

No me negaran que es sorprendente saber que nueve de cada diez separaciones matrimoniales puedan tener razones médicas. Todo parte de un estudio que hizo un profesor de la Escuela de Medicina Legal de Granada. El trabajo se publicó hace unos años pero los hallazgos del profesor García Blázquez siguen siendo interesantes. Parte del análisis de los aspectos médico-legales de la nulidad y separación matrimonial en España. Y la primera conclusión es esa: 9 de cada 10 separaciones, anulaciones o divorcios tenían como telón de fondo razones médicas.

Claro, la primera reflexión que surge es qué se entiende por "razones médicas", ya que si se trata de todo aquello que afecta al individuo o le impide su bienestar, es fácil que se llegue a esta cifra…

Sin embargo, en el trabajo de este doctor se analizaron 26.783 divorcios y en ellos los motivos más aludidos para la separación fueron el sida, el alcoholismo, y los trastornos psíquicos, especialmente, los de tipo histérico.

También se puede argumentar que quizá más que causas reales fueran simples alegaciones o disculpas para lograr entonces el divorcio. Y claro al ver todas las causas la enumeración es amplísima: impotencia, esquizofrenia, homosexualidad, necrofilia, sadismo, ludopatía, hiperactividad sexual, epilepsia e incluso arteriosclerosis... Y todas caben bajo la denominación de “razón médica”.

El doctor García Blázquez ha profundizado en aquellas causas que lo que producen es un rechazo psicológico de la pareja. Pero bueno, en este estudio, incluso apartando los casos que pueden parecer dudosos, hay una conclusión clara: en nueve de cada diez separaciones matrimoniales, como había que alegar algo, se adujeron causas médicas...

2
Isidro Hace 1 mes
Nueve de cada diez separaciones son por motivos médicos ?. Jajajajajaja, no me haga reir, mas bien por razones económicas donde el marido sale trasquilado
Sagrario Hace 1 mes
Los abuelos sufrimos mucho con las separaciones y divorcios porque la familia paterna está muy limitada para estar con sus nietos. Es un tema que parece que da miedo hablar de el.