Cuídate

¿Te gusta correr? Deberías conocer las ventajas de la pedicura médica

Verónica Mollejo

Foto: Bigstockphoto

Martes 30 de julio de 2019

2 minutos

La pedicura médica no solo impide la aparición de callos o ampollas, también reduce el estrés

Pedicura médica en corredores

Si eres un amante del running y lo practicas con asiduidad, conocerás la importancia de llevar unas zapatillas de deporte adecuadas y que se adapten a la forma de tu pie o el tipo de terreno, optar por prendas sin costuras, para evitar las rozaduras, o elementos reflectantes; así como aprender a respirar correctamente y adoptar una buena postura. Sin embargo, los corredores deben incluir en su lista de requisitos un tratamiento que, en los últimos años, ha adquirido un gran protagonismo. ¿Has oído hablar de la pedicura médica?

Tal y como indican los expertos, este método no solo incluye las características de una pedicura convencional, que cuida la parte estética de esta zona del cuerpo, también se encarga de diagnosticar, solucionar o prevenir problemas más graves que quizás requieren una asistencia médica más profesional. Es decir, la pedicura médica combina salud y belleza, ideal para esas personas que no solo disfrutan cuidando su aspecto, también la seguridad de su principal herramienta deportiva.

Ventajas de la pedicura médica

 

La pedicura perfecta para los runners

Como bien es sabido, el running es una modalidad que implica un gran impacto en los músculos, los ligamentos y las articulaciones de quien lo practica, especialmente en los pies, que pueden acabar sometidos a un gran estrés y provocar la aparición de múltiples dolencias. Es aquí cuando entra en acción la pedicura médica, que trabaja en profundidad para identificar y solucionar las posibles molestias no solo del pie en general, también de la piel y las uñas en particular.

Su principal característica es que no utiliza agua durante el proceso, a diferencia de la pedicura tradicional. En su lugar, se recurre a una solución desinfectante y suavizante que afecta únicamente a las partes muertas de la piel, facilitando así su eliminación y protegiendo los tejidos vivos. A continuación, se emplea una máquina con diferentes boquillas que reduce considerablemente el riesgo de cortes y lesiones durante el tratamiento y la proliferación de hongos debido a la ausencia de agua; y facilita el acceso a algunas de las zonas más complicadas del pie.

Entre las dolencias que puedes tratar o prevenir con la pedicura médica se encuentran las uñas encarnadas, los callos, el engrosamiento de la uña, las ampollas, lesiones como la fascitis plantar o la talalgia, o hematomas ungueales, que se forman por la presión continua de los dedos con la zapatilla durante la carrera.

0

No hay comentarios ¿Te animas?