Deporte para mayores

Qué deportes son poco recomendables para las personas mayores

Carlos Losada

Foto: Bigstock

Martes 15 de octubre de 2019

1 minuto

Aunque es recomendable hacer ejercicio habitualmente, no todas las prácticas son adecuadas

Qué deportes son poco recomendables para las personas mayores

Hacer deporte es una de las prácticas más recomendables según nos hacemos mayores. Como bien sabes, la propia Organización Mundial de la Salud (@opsoms) aconseja un mínimo de 150 minutos semanales de actividad física aeróbica moderada o, si lo prefieres, 75 minutos realizando ejercicios algo más exigentes cardiovascularmente. 

Los beneficios según la Fundación Española del Corazón son muchos, destacando la mejora “tanto de la calidad del hueso como de la fuerza muscular, la elasticidad, el sistema inmunológico o la eficacia cardiorrespiratoria”, a lo que suma un aumento de la memoria y una reducción del riesgo de padecer depresión, ansiedad y estrés.

Claro que no todos los deportes son igual de beneficiosos. Es más, hay algunos que no son recomendables según pasan los años y los cuerpos se van debilitando. No obstante, antes de apuntar aquellos que hay que evitar, cabe señalar que ni todos los cuerpos son iguales, ni tienen las mismas dolencias, ni el mismo entrenamiento, de modo que siempre dependerá del estado físico de cada persona y de las recomendaciones de tu médico.

Los mejores ejercicios de calentamiento para las personas mayores antes de hacer deporte

Cuidado con los deportes anaeróbicos

Generalmente cuando lees que hacer deporte es beneficioso, las recomendaciones son que practiques actividades como caminar, correr suavemente, montar en bicicleta, nadar o cualquier deporte de equipo en el que seas experto y sepas que no debes hacer grandes esfuerzos continuados.

En cambio, hay otras modalidades que no son recomendables para las personas mayores: las que requieren grandes esfuerzos anaeróbicos que lleven al cuerpo al límite. Un buen ejemplo de ello son las tandas de atletismo en las que se practique velocidad o deportes tan explosivos como el squash, donde debes pasar de “0 a 100” en unas décimas de segundo, poniendo a prueba tus capacidades cardíacas y motrices.

Asimismo, tal y como asegura la propia Fundación Española del Corazón, hay que evitar los deportes en los que se deba emplear mucha fuerza (artes marciales si no eres un avezado practicante, boxeo…), en los que el contacto sea habitual (balonmano, rugby…) o en aquellos donde lo más probable es que sufras alguna caída cuando estás aprendiendo.

0

No hay comentarios ¿Te animas?