Cuídate

Depilación con hilo: un método natural para eliminar el vello

Mariola Báez

Domingo 28 de abril de 2019

2 minutos

Este método de depilación es ideal si tienes la piel sensible o problemas de varices

Depilación con hilo: método para eliminar el vello  (Bigstock)

Recurrir a un simple hilo de algodón para eliminar el vello, especialmente el facial, es uno de los métodos de depilación, originario de Oriente Medio, más antiguos que se conocen. En los últimos años ha aumentado el número de centros de estética que ofrecen este servicio como una alternativa a tener en cuenta frente a otros métodos tradicionales como la cera o la depilación por láser.

Se puede utilizar en cualquier parte del cuerpo, aunque su uso más extendido se centra en el vello facial, para dar forma a las cejas o tratar el área del labio superior. Es uno de los métodos menos agresivos para conseguir deshacerte del pelo que quieras eliminar, porque no implica la aplicación de cera en frío o a altas temperaturas, ni tampoco de cremas depilatorias que puedan causar alergias o dermatitis cutánea. Las personas con piel sensible o con problemas relacionados con el sistema de circulación sanguíneo, que hacen desaconsejable la aplicación de calor localizado, pueden encontrar en la depilación con hilo una buena alternativa.

Cómo se hace la depilación con hilo

El método permite la extracción del pelo del folículo piloso, es decir, no lo corta, sino que lo saca de raíz, por lo que favorece el retraso en el crecimiento de nuevo vello. Es un sistema sencillo, pero que requiere una técnica específica que permita hacer la depilación de forma rápida y segura.

El hilo que se utiliza, generalmente de algodón, queda entrelazado formando una X. En el punto de intersección, ese hilo funciona como una especie de rodillo que irá atrapando el vello a medida que quien realiza la depilación lo vaya moviendo siguiendo una trayectoria en vertical, yendo de arriba hacia abajo y viceversa, con el hilo bien pegado a la propia piel.

El hilo puede atrapar al mismo tiempo toda una hilera de pelos por pequeños que sean, de manera similar a como lo harían unas pinzas en manos expertas.

La sensación puede resultar algo molesta, pero es bastante menos dolorosa que la depilación con cera. Eliminar pelos del entrecejo, de la zona de la barbilla o del cuello, y también recurrir a este método para el diseño preciso de unas cejas bien cuidadas, es una opción cada vez más extendida.

Entre las ventajas que ofrece la depilación con hilo, destacan que, además de ser un método natural que elimina con eficacia el vello, el movimiento ascendente y descendente del hilo en contacto con la piel, favorece la eliminación de células muertas previniendo la aparición de arrugas.

0

No hay comentarios ¿Te animas?