Pensiones

Los prejubilados cobran una pensión mayor que los jubilados: ¿por qué?

David Vargas

Foto: Bigstock

Domingo 21 de febrero de 2021

5 minutos

La pensión media de los prejubilados es casi 500 euros mayor que la del resto

Los prejubilados cobran de media una mayor pensión que los jubilados. ¿Por qué?
David Vargas

Foto: Bigstock

Domingo 21 de febrero de 2021

5 minutos

La actual reforma de las pensiones tiene en el punto de mira a las prejubilaciones, que suponen una sangría para la Seguridad Social. Y es que aproximadamente un 40% de los trabajadores acaba jubilándose antes de tiempo y del 60% restante la mitad lo hace antes de cumplir los 66 años, la edad ordinaria de jubilación fijada desde el pasado 1 de enero.

En plena negociación sobre la reforma en la Mesa de Diálogo Social, hay varias propuestas que sobresalen respecto a otras, como son la derogación del factor de sostenibilidad, los incentivos para el acercamiento de la edad efectiva de jubilación a la legal o el destope de las pensiones, es decir, eliminar el límite de las bases de cotización, de manera que cada trabajador cotizaría por los ingresos que realmente obtiene y afectaría a las rentas más altas, que deberán aportar más a la caja de la Seguridad Social. Según los expertos, el objetivo principal para aplicar esta medida es obtener mayores ingresos y que estos se puedan destinar a gasto social.

Prejubilación

Prejubilados de rentas altas

Precisamente, la mayor jubilación temprana en las rentas más altas estaría detrás de la diferencia en cuantía. Es decir, una gran parte de quienes se jubilan en España lo hacen antes de tiempo y, además, son los que cobran mayores pensiones. Así pues, de media, los prejubilados cobran casi 500 euros más que los que se retiran a la edad legal que les corresponde. Como cuentan con cotizaciones más elevadas, les sale a cuenta acogerse a la jubilación anticipada, a pesar de las penalizaciones.

Según datos de la Seguridad Social, en 2020 las personas que se jubilaban antes de los 65 años (anticipadamente) tenían de media una pensión de 1.704 euros mensuales, mientras que los que se jubilaban con 65 años o más percibían 1.238 euros de media al mes. El problema es que la Seguridad Social acabó 2020 con un déficit del 2%, frente al 1,34% de 2019, por lo que el ministro Escrivá ha convertido el recurso de las prejubilaciones en el próximo enemigo a batir con el objetivo principal de frenar ese déficit.

Por eso, la reforma del sistema de pensiones que está en marcha contempla aumentar las penalizaciones para aquellos que se jubilen anticipadamente y, paralelamente, incentivar a aquellos trabajadores que se retiren más allá de su edad legal de jubilación, así como elevar el periodo de cálculo de las prestaciones, que ahora es de 25 años y que pasaría a ser de 35, lo que reduciría la cuantía media de las nuevas pensiones en más de un 5%. El debate está servido.